El misterio del corazón humano

La 1ª lectura de la misa de hoy, del profeta Jeremías, es sobrecogedora:                   Así dice el Señor: “Maldito quien confía en el hombre, y en  la carne busca su fuerza, apartando su corazón del Señor. Será como un cardo en la estepa, no verá llegar el bien; habitará la aridez del desierto, tierra salobre e inhóspita. […]