¡Seréis como dioses!

 En tiempos primitivos, cuando el hombre no controlaba el fuego, y sólo lo conocía por los rayos y las descargas eléctricas atmosféricas, aunque se cuidaba muy mucho de imaginar qué era eso, pensaba que sería cosa y privilegio de los dioses. Así surgió en Grecia el mito de Prometeo Encadenado, que osó subir al Olimpo […]