¡Qué asco! (..con perdón)

Tiene razón D. Mario López Sellés, quien en la sección de cartas al director de un periódico madrileño acusa a los pescadores vascos del Alacrana de ingratitud. Han tachado la actitud del gobierno español de “asquerosa”, que quiere decir que da asco. Tal vez acostumbrados al vascuence han olvidado el significado de las palabras en español-castellano. La actitud de nuestro Gobierno (poco importa si socialista, o del PP, o de coalición con quien sea, pero gobierno español) habrá sido torpe, lenta, discutible, pero, ¿asquerosa?

Admiro con frecuencia a los políticos, quienes tienen que tragar sapos y culebras poniendo buena cara, sin rechistar y ni una mala palabra. Estas las guardan cuando entre ellos se lanzan diatribas, menos mal. Pero en general, a los ciudadanos nos tratan exquisitamente, y son “políticamente correctos”. Pero como yo no soy político no me preocupo por esa corrección. Así que recordaré algunas actitudes de los pescadores vascos y sus familias que sí han estado cerca de lo indecoroso, por ser un poco finos y evitar la palabra “asqueroso”.

Todos sabemos que el Alakrana, con el fin de obtener un lucro mayor, se puso las normas y recomendaciones del sistema europeo de seguridad Atalanta por montera, y con la Ikurriña  ondeando al viento, que no con el pabellón español, se fue a faenar a 400 millas del perímetro de seguridad. Ambas cosas hay ponerlas en el debe del armador y del capitán del barco. De cualquier modo no deja de chocar que quienes parecen tener vergüenza de aparecer ante el mundo como españoles se apresuren después a solicitar amparo a las autoridades de esa nación que desprecian. Y cuando las imágenes de televisión ofrecían el balcón del ayuntamiento de Bermeo, puerto de fondeo del barco, sabiendo que toda España estaba en ese momento con la mira en esa ciudad vasca, y que todas las fuerzas y energías españolas estaban volcadas en la liberación de los rehenes, la enseña española brillaba por su ausencia, que no la Ikurriña.

Aprovecho para solicitar de las autoridades, del país vasco, y de España, que hagan cumplir la legalidad en el uso de los símbolos. El Estado español no es sólo el gobierno central, sino que cada autonomía y cada ayuntamiento es “Estado”. Los de Bermeo, como los de Veguellina de Órbigo o Carrión de los Condes no pueden hacer  de su capa un sayo y pensar que son dueños de actuar como les venga en gana porque están en su pueblo.

Luego está el feo desplante que las familias de los atuneros montaron a las autoridades que hicieron todo lo posible para conseguir la liberación de los rehenes, negándose a acudir a Madrid. Según fuentes muy bien informadas querían evitar la foto con personas que ostentan cargos en una nación que ellos no consideran la suya. Por eso agradecieron “al pueblo y a los medios” su liberación. A los que de verdad se batieron el cobre para conseguir que volvieran sanos y salvos, ¡que los parta un rayo!

Efectivamente, hay gente que no sabe ni quiere ser agradecida. Y pretende ocultar su elemental falta de clase y educación acusando a quien sea, gritando y berreando, y usando palabras gruesas, eso sí.

 Si en todo el drama de la retención y la liberación de los rehenes ha habido comportamientos que se han acercado a lo asqueroso ha sido la de esos pescadores y familiares que han demostrado ser exigentes y faltones al reclamar, y poco cumplidores con las normas y en la colaboración con la autoridad. Y, desde luego, con el menosprecio más absoluto y el desconocimiento supino de la más elemental educación, como es el agradecer de corazón cuando a uno lo libran de una situación verdaderamente grave, en la que se ha metido irresponsablemente por saltarse las normas a la torera.

Jesús Mª Urío Ruiz de Vergara

3 Responses to “¡Qué asco! (..con perdón)”

  1. Se te nota tu franqueza navarra y tu navarrismo por los cuatro costados.Hablas con pasión. No siempre estoy al cien por cien conforme con tus afirmaciones o comentarios de tipo político y además digamos que tienes un no sé qué contra el nacionalismo vasco y sus concomitancias……..Bueno,de cualquier forma te leo con gusto y te echo en falta el día en que no escribes.

  2. Temo estar muy de acuerdo con su comentario, certero y veraz. Lástima que este blog y este comentario no tengan difusión en un diario nacional. Aunque entonces se arriesgaba usted a que le quemaran el coche (en caso de que tenga) “los chicos de la gasolina” …

  3. Claro, clarísimo.
    Pero como apunté en el otro comentario, voy más allá de la falta de agradecimiento, voy a la raíz, que está en el miedo que tienen a ser interpretados por los suyos, como no suficientemente vascos.
    Están atrapados en su propia telaraña, cada uno está perseguido y es perseguidor de Joseba, Igor, o Asier. Les gusta presumir de los ocho apellidos vascos, ¿ante quién?, ante ellos. Pues yo no cuento ocho, sino nueve, porque el nombre “miedo” y el apellido “miedo” se oye sin necesidad de prestar excesiva atención.

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)