¡Todavía hay obispos claros y valientes!

Como ayer prometí, presento a mis lectores la magnífica y refrescante entrevista que Stéphanie Le Bars le hizo al arzobispo de Poitiers, Mons. Albert Rouet, en Le Monde, el día 03/o4/10. LA IGLESIA CORRE EL RIESGO DE CONVERTIRSE EN UNA SUBCULTURA