Turbulencias vaticanas

Corre por Roma una anécdota deliciosa. En una fecha festiva, con gran afluencia de gente en el Vaticano, un guardia suizo siente cómo es estrujado por el gentío, y el que tiene más cerca es un obispo. Así que le da un codazo, y ante la cara de sorpesa del eclesiástico, lo mira bien, lo […]