Un rey desechado y crucificado

La festividad de Cristo Rey fue instituida por el Papa Pío XI el año 1925, por motivos pedagógicos, según su propia indicación. “Ante los avances del ateísmo y de la secularización de la sociedad quería afirmar la soberana autoridad de Cristo sobre los hombres y las instituciones”. Yo siempre he sospechado, y así lo comunico a mis fieles, que esta fiesta fue creada por un sentido nostálgico de tiempos antiguos, no ya bíblicos vétero-testamentarios, sino casi medievales. Quiero decir que ni al Vaticano ni al papa, personalmente, le gustaba la deriva republicana y democrática de la Europa de la posguerra, y se le ocurrió, movido por la nostalgia, crear esta fiesta, con ánimo de conseguir dos objetivos: recordar a todos el Reinado Universal de Cristo, e intentar, algo bien más difícil, que los pueblos se consagraran a Cristo.

Esta idea de la consagración cristológica se estaba abriendo camino, y después se fue afirmando y propagando con el guiño, desde el reinado de Cristo, a la devoción al Corazón de Jesús. La práctica de la entronización del Corazón de Jesús en el hogar, de la que fue pionera y propulsora la Congregación de los Sagrados Corazones, responde, de algún modo, a la idea que había tenido el Papa con la instauración de la festividad de Cristo Rey. Ésta se fijó al principio a finales de octubre, y el año setenta pasó a cerrar el año litúrgico, variando levemente la denominación, con el añadido “de todo el Universo”, quedando la fiesta denominada “Festividad de Cristo Rey del Universo”.

Los teólogos modernos sienten un cierto rechazo a la expresión “Reinado de Cristo”, por sus connotaciones arcaicas, que pueden derivar en un tradicionalismo rancio, tipo gritos de los carlistas, o de los “legionarios  (matones) de Cristo Rey, etc. Prefieren decir “el Señorío de Cristo”, es decir, invocar y recordar como el Kyrios Resucitado es el Señor de las mentes y del corazón –emoción, sensibilidad, amor- de los fieles, sin ninguna relación al concepto de Rey-poder, y  mucho menos, de Rey-tirano-déspota. Todo ello esta, más implícito que explícito, involucrado en esta fiesta.

De hecho, a la pregunta de Pilato,  Jesús responde: “Sí, soy Rey; para esto he nacido y he venido al mundo… (y no sigue, para ejercer como tal, sino).. para dar testimonio de la Verdad”. He aquí la clave: el Señorío de Cristo consiste en poner a sus fieles y seguidores frente a la realidad del mundo, del cosmos, de la Historia, de las relaciones sociales, de la profunda realidad del hombre, para que no vivamos una “existencia inauténtica”, expresión muy querida por los existencialistas, en especial por Heidegger, sino una existencia auténtica, basada en la verdadera realidad. Ese es el auténtico sentido de lo de dar testimonio de la Verdad, que en el Evangelio de Juan significa erradicar definitivamente la mentira, e instalarse en la única verdad de Dios y de su Cristo. Este es, en la propia descripción que hace Jesús en la hora solemne de su proceso de muerte, la idea que Él tiene sobre su Reino.   

Jesús Mª Urío Ruiz de Vergara

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)