Lo importante es “la Empresa (II)

He pretendido expresar, en mi artículo anterior, cómo, para los políticos, la Empresa, y el ente global por excelencia denominado “las Multinacionales”, son, con suficiente evidencia, más importantes que le individuo, sobre todo si éste es un asalariado con poca, o ninguna, especialización. La economía de las altas cifras, esa es la que importa, y si va bien, -y eso significa que va viento en popa para los empresarios, y para otro ente global misterioso, pero sagrado el mercado-, poco importan los daños colaterales, no deseados directamente, pero tampoco evitados, cuando es lo más fácil del mundo hacerlo. Sí, nos dicen, pero b ajarían significativamente las cifras favorables a los emprendedores, que, nos dicen con arrobo casi místico, son los que exponen su patrimonio para promover el trabajo, y, por lo tanto, el bien común. Por esto, su interés por su propio lucro es mínimo. Por eso el ordenamiento económico que propician los gobierno no se preocupan nada de que los aspectos que interesan especialmente a esos  adelantados sociales, como la contratación, o el despido, de sus trabajadores, y el montante y las condiciones del salario, etc., etc., sean, o no, de su interés. Ya hemos visto en la entrega anterior que es todo lo contrario. Lo que importa muy poco es la suerte que corren los asalariados con esa ordenación laboral. Los políticos afirman, solemnemente que sí que les importa, y que esa es una de sus principles razones de ser. Pero, la pura realidad es el desamparo, y el abandono de los derechos laborales. En unos países, más que en otros, y el nuestro no es un modelo preclaro,  en general, de esa conciencia social, ni de los gobernantes, ni de los empresarios.

Y ahora, como prometí, me toca escribir cómo actúan, y reaccionan, los medios de comunicación a este respecto. Ya escribí un artículo, en este blog, bastante duro contra los periodistas. Ya el título era beligerante: “Los periodistas como estorbo: les falta la Filosofía“, (5 de Agosto de 2016). Venía a decir que. salvo muy honrosas, y contadísimas excepciones, a nuestros periodistas de hoy les falta preparación intelectual, y les sobra oportunismo, ansia de subir y medrar, y afán de enriquecerse. Pero les flaquea mucho el aprecio a la verdad. Y, en el tema que nos interesa, sobre su implicación profesional en los temas de justicia social, excepto algún medio muy concreto, que no quiero propagandear, se inclinan solo por la “Gran Economía”, y ven bien las injusticias que los Rajoys y Macrones, Merkels, y los Felipe González , (no pude perdonarle a éste  el abaratamiento del despido que perpetró su Gobierno, siendo el presidente, y siendo considerado, falsamente, como se vio, abanderado del Socialismo), que perpetran, digo, contra el mundo del trabajo. No solo defienden a la Empresa, en general, sino que, lo que es bastante peor, muchas veces, demasiadas, son portavoces de su empresa de comunicación.

Y como no quiero repetir lo que escribí has mas de un año, reproduzco un párrafo:

“Me duelen las carnes cuando los informadores informan de lo que les parece oportuno y ventajoso para sus jefes, o sponsors, y callan lo que es negativo, o ellos así lo creen. Y también es profundamente frustrante, para mí, que por los mismo motivos, zarandean y destrozan a uno, y exaltan la prudencia y la vis política de otro. ¿Alguno de los consejeros áulicos de Rajoy denunció o criticó el desmesurado anhelo de poder, o eso parece, del presidente en funciones? No, su desplante al Rey era la sabiduría política del que no quería marear la perdiz, mientras que otros harían lo que fuera, cualquier cosa, hasta dialogar con los separatistas, vascos y catalanes, ¡oh suprema traición!, con tal de alcanzar el poder. De hecho, no se dio ese caso, y los así insultados demostraron mucha más dignidad. Y, ahora, ¿qué dicen los puritanos del “no todo vale”, al ver que el señor Rajoy, cuya una de sus ideas fijas era la de no acudir a los nacionalistas? Pues que es un político con idea de Estado”. (Si se apoya en ellos para conseguir la investidura, o la aprobación del los presupuestos).  …  “A mí el griterío de los medios, el barullo, y su zafiedad, muchas veces, me parecen un estorbo para el buen andamiento de los ritmos políticos. ¿Alguien me podría informar de las facultades que frecuentaron no solo Larra, el más famoso de todos, sino otros de su tiempo como Félix Mejía, Benigno Morales, o Manuel Ruiz del Cerro? Todos ellos pagaron con la vida o la cárcel su lealtad a profesión tan digna, necesaria, y muchas veces heroica y sublime como es el buen y sincero periodismo” . (De mi artículo antes citado, “Los periodistas como estorbo, …, del 5 de agosto de 2016)

Jesús Mª Urío Ruiz e Vergara

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)