“Los Gobiernos son los colaboradores únicos de las mafias”

Sobre monseñor Santiago Agrelo, ese arzobispo profeta, audaz, cristiano, y profundamente evangélico.

El el título que con fecha de ayer, 22/09/19, publica el Arzobispo emérito de Tánger, D. Santiago Agrelo,  (Asados, Rianjo, de junio de La Coruña, España, 20 942). El obispo franciscano, gallego-africano, actualmente sin ministerio episcopal, reside en España, y es un atento observador de la vida social, política, y económica de nuestro país. Por la localización de su obispado, en el que ha permanecido doce (12) años, se auto constituyó en acérrimo defensor de los que, huyendo de condiciones infrahumanas de vida, intentaban llegar Europa, convertida, para esos desheredados, en “el Dorado”. Paraíso idílico e ilusionado,  al que la burocracia, y el desinterés de los Estados, tanto de la Unión Europea, como del norte de África, los hacen llegar atravesando un infierno, de aguas peligrosas, de pateras inmundas e inseguras, de concertinas, que se trata de cuchillas afiladas que no merecen nombre tan bonito, y del desprecio de mucha gente, sobre todo de las derechas más recalcitrantes. Eso por no hablar de los elementos letales, que producen cientos, miles de muertes absurdas, y hasta ridiculizadas por ese prodigio democrático del millonario Marcos de Quinto, quien tiene la desvergüenza de insinuar, ¡de pura coña, supongo!, que el Open Arms corre peligro de naufragio por la obesidad de sus pasajeros, dado cómo se banquetean. (Nota totalmente al margen: este señor es el mejor fichaje de Rivera, para Ciudadanos, para perseguir la regeneración democrática de este pobre país atribulado de tanta miseria moral. Pues bien, fieles los integrantes de Cs, no se conoce, hasta hoy, ni un reproche, ni, mucho menos, el inicio de un proceso de expulsión, después de las salvajadas que, en lugar de pedir disculpas por el desprecio intolerable hacia personas, que lo son tanto, o más que  nosotros, profirió en redes sociales para algunos críticos de su intolerable comportamiento).

Pues bien, nuestro arzobispo franciscano, gallego y tangerino, se ha caracterizado, durante los años de su episcopado, no sólo en defender a los pobres y marginados africanos, emigrantes hacia horizontes más halagüeños, sino, también, en afear, sobre todo, a los medios de comunicación dependientes de instituciones de la Jerarquía católica española, como la Cope, y el canal “Trece” de televisión. No es, pues, como una referencia ética de la CEE, (Conferencia Episcopal Española), la que, por rebote, o sin rebote, ha entrado muchas veces en la denuncia profética de monseñor Agrelo. Los lectores de este blog que lo hayan seguido en Religión Digital, a insinuación de este escribiente, habrán podido apreciar la energía, la valentía, y la claridad con las que embestía nuestro arzobispo contra tertulianos irresponsables, que en el programa “El cascabel” han llegado hasta a ridiculizar a los pobres y emigrantes, tratados con desprecio, y, casi, como un estorbo. Y, claro, de los ¿periodistas? de la tertulia, el indignado pastor cristiano, pasaba a increpar, y a extrañarse, y a lamentar profunda y caritativamente, a los que, para él, -y yo soy de la misma opinión-, son los responsables de ese tono, verdaderamente anti cristiano, tantas veces, de Cope y Trece: primero de los dirigentes de la CEE, y luego de toda la Conferencia, porque ninguno de sus miembros tiene el derecho de desinteresarse de cómo sus medios de comunicación ejercen su proyecto evangelizador. ¿O es que el objetivo de los mismos es hacer dinero?

Pues esta vez el obispo Agrelo escribe su diatriba según los mismos parámetros a los que nos tiene acostumbrados, ahora más enmarcados en la situación actual de la aventura del Open Arms. Citaré algunas de sus expresiones, que demuestran, todavía mejor que otras veces el grado de su indignación. “Esta tarde, de camino para Cuntis, por el diálogo que en la Cope se traían con alguien que parecía una autoridad en la materia, vine a saber que el Open Arms estaba realizando actividades ilegales en el Mediterráneo, y que capitán y personal de la nave en cuestión, seguramente sin caer en la cuenta de ello, son colaboradores necesarios de las mafias que se hacen de oro traficando con emigrantes. No sabía yo que la Cope fuese un tribunal con capacidad para determinar quién está o no está haciendo algo que viola las leyes vigentes en el mar”. Es de notar la fina ironía con la que rechaza la autoridad para el juicio sumarísimo que los tertulianos de la Cope se arrogan, cosa que suelen hacer con mucha frecuencia, para juzgar y condenar actitudes ajenas, no consideradas según la justicia, sino según los criterios y gustos personales, y de clase, que nada tienen que ver, como se podría espera de un medio de comunicación propiedad de la Iglesia, con el Evangelio.

Y todavía transmitiré dos afirmaciones que en el artículo del arzobispo emérito de Tánger figuran como subtítulos del mismo:

“Según estos expertos, yo, durante doce años, no hice otra cosa que colaborar con mafias: eso de dar pan a los habitantes del bosque, llevarles mantas para abrigarse, llevarles plásticos para repararse, no podía ser otra cosa que colaboración necesaria con las mafias”

Los Gobiernos son los colaboradores únicos de las mafias. Son las políticas de fronteras de los Gobiernos el vientre de alquiler de todas esas mafias explotadoras de emigrantes. Y periodistas o expertos o entendidos como los de esta tarde en la Cope, son los palmeros de esa política criminal que gesta mafias.

“Mientras tanto, los emigrantes continuarán muriendo a centenares sin que la Cope les dedique un minuto, sin que los Obispos consideren durante un minuto qué es lo que desde sus medios de comunicación se está haciendo con esta humanidad en la que Cristo muere”

Jesús Mª Urío Ruiz de Vergara

  

 

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)