12 de octubre: ¿Fiesta de la raza?

ofrenda-al-pilarEl 12 de Octubre de 1492, Colón descubría un nuevo mundo. América. Un acontecimiento singular y épico. Fue el comienzo de la “colonización”. España está orgullosa por el descubrimiento y por la colonización. Para los pueblos americanos fue, también, muy importante el descubrimiento, pero no parece que están tan contentos de la colonización. Ese descubrimiento y contacto con nuevos pueblos europeos (principalmente el español) les aportó no poco en muchos órdenes: pero sin duda alguna, no todo fue positivo. De alguna manera se destruyó la riqueza de su cultura milenaria, se les sometió al poder de los soberanos extranjeros, y perdieron su independencia, que siglos después recobrarían, no siempre pacíficamente. Muchos de los virreyes o gobernadores no se mostraron muy generosos con el nuevo pueblo. Hubo esclavitud y sometimiento, además de haberles esquilmado gran parte de sus riquezas.

España, en general, recuerda todo eso con orgullo, y lo celebra el día 12 de octubre, fiesta de la Virgen del Pilar. Pero los pueblos americanos no lo ven con tanto orgullo y sí con cierto resentimiento (a pesar de que nos llamen la “madre patria” y nosotros los consideremos como los “pueblos hermanos).

Dejemos la llamada “fiesta de la raza”, y hablemos brevemente sobre la “Pilarica”. Es bonito pensar que la Virgen María se dignase llegar hasta nuestra tierra, para alentar la fe y animar al apóstol a seguir evangelizando. Y su recuerdo, plasmado en esa imagen pequeñita sobre un pilar, sigue animando la fe de este pueblo, que se tambalea ante una ola de secularismo e indiferencia.

Desde entonces, la devoción a María ha crecido y se ha extendido por toda la geografía de esta “piel de toro”. No hay pueblo o ciudad que no tenga su Patrona en las imágenes y advocaciones, más o menos acertadas. España es “mariana”  por sus cuatro costados. Hasta me atrevería a decir, si se me entiende bien, que es más mariana que cristiana.

Tener una sana devoción a María es garantía de estar cerca de Cristo. ¿A dónde nos iba a conducir ella, si no?  Pero hay que tener mucho cuidado y no poca sensibilidad y clarividencia, para no caer en devocionismo, en sectarismo grupal, o en fetichismo. Todo eso no va bien con una Madre.

Que la Virgen viniese “en carne mortal a Zaragoza” (como dice su himno) no es muy probable. Pero que la tradición haya servido para aumentar la confianza y el amor a ella, sí que es para alegrarse.

Hay una frase en la Salve, que quiero destacar. Es esta: “y después de este destierro muéstranos a Jesús”…  Sí, que nos lo muestre ella, porque así no lo confundiremos con otros sucedáneos; pero que no espere a “después de este destierro”, sino ya mismo.

                                                                                                                    Félix González

2 Responses to “12 de octubre: ¿Fiesta de la raza?”

  1. Desde que la tradición la trajo de visita a mi Zaragoza natal, la Virgen del Pilar (columna), no ha hecho sino callar y velar, como madre que contempla a los hijos que aciertan o yerran, pero que besan amorosos su piedra hasta desgastarla.
    ¡Sufrida “capitana generala”, llena de joyas su desproporcionada corona, engalanada a diario con un manto diferente, que calla a la orilla del Ebro, llora por los hijos que no tienen trabajo, se emociona con la honda jota y canta por lo bajo “El himno a la Libertad”!

  2. Susana,¡felicidades!, pues aunque no seas Pilar, seguro que sí eres “pilarica”, como buena baturrica. Hay una jota aragonesa que dice así: “La Virgen del Pilar dice, que no quiere ser francesa, que quiere ser capitana de la tropa aragonesa”. Pero yo creo que prefieres ser madre de todos, antes que capitana de la tropa. ¿No te parece?

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)