Otra vez Millenium


            La obra de Stig Larsson vuelve a estar de moda ya que nos llega por partida doble. Por un lado, aparece en los cines la película sobre la primera parte de la trilogía, Los hombres que no amaban a las mujeres mientras que en las librerías se ofrece la última obra del autor fallecido La reina en el palacio de las corrientes de aire.

            Fui a ver la película con miedo pues, en general, no dan la talla frente al libro que tratan de visualizar pero salí con gusto de la sala. Es muy buena la fotografía, está bien caracterizada la actriz principal y el hilo de la trama policíaca engancha a pesar de conocer la identidad del asesino. Unos valores doblemente estimados ya que la cinta dura 2 horas y media.

            Mi opinión sobre la tercera parte del libro no es tan positiva. Lo he leído hace unos meses en la traducción francesa que salió antes que ninguna otra lengua. Entretiene, como todo lo que escribía Larsson, pero el hecho de que la acción se reduzca a un hospital le quita trama y por tanto interés. Con todo, a los que estábamos enganchados con la vida de Lizbeth Salander nos ha supuesto un nuevo y agradable entretenimiento lo que siempre supone un atractivo.