El euro, para muchos el malo de la película

Desde que en 2002 aceptamos al euro en nuestras vidas, y sobre todo en nuestros bolsillos, nunca hasta ahora había tenido tanto protagonismo. No hay titular en la prensa que no recoja el vocablo euro:

  • El euro marca máximos tras 
  •  La crisis de Grecia resucita la inestabilidad del euro.
  • La UE hace de Madrid el último bastión para defender el euro.
  • El BCE golpea al euro.
  • Las posiciones alcistas sobre el euro.
  • Y el más reciente: No al pacto del euro.

No voy a analizar, ni siquiera reflexionar sobre la actualidad, doctores tiene la Iglesia. Solo voy a compartir algunas curiosidades de esta moneda, que empezó con mal pie y sigue en pie (perdona la redundancia) pese a las zancadillas que le están poniendo. Digo que su inicio no fue bueno porque el cambio de moneda conllevó un cambio de precios, mejor dicho la subida de éstos. ¡Fue algo más que un redondeo! Creo que ya en el 2002 se convirtió en el malo de la película. Pero te he prometido curiosidades y no un análisis por lo que mejor será  cumplir mi promesa.

El euro se introdujo en los mercados financieros mundiales el 1 de enero de 1999, en sustitución de la antigua Unidad de Cuenta Europea (ECU) en una proporción de 1:1, pero no fue hasta el 1 de enero del 2002 que billetes y monedas entraron en circulación. Durante un par de meses en España convivieron con la antigua moneda, la peseta.

El euro (€) es la moneda oficial de tan solo 17 de los 27 estados miembros de la Unión Europea. Por si no los recuerda son: Alemania, Austria, Bélgica, Chipre, Eslovaquia, Eslovenia, España Estonia, Finlandia, Francia, Grecia, Irlanda, Italia, Luxemburgo, Malta, Países Bajos y Portugal. A todos estos países se les conoce como Eurozona.  Además se usa en otros cinco países europeos (si tenemos en cuenta Kosovo son seis). Es de uso diario por parte de unos 327 millones de europeos. Más de 175 millones de personas en todo el mundo usan monedas fijadas al euro.

Los billetes –de 5, 10, 20, 50, 100, 200 y 500 euros- son idénticos para los hasta ahora diecisiete países. Las monedas –de 1, 2, 5, 10, 20 y 50 céntimos y 1 y 2 euros- tienen el mismo anverso en todos los países pero distinto reverso. Las monedas, sea cual sea su reverso, son de validez en cualquier país de la zona euro. Ya que nuestros hijos han empezado esta semana las vacaciones puede resultar un pasatiempo divertido coleccionar monedas de los distintos países y que identifiquen el país del que son originarias.

También de la mano del euro se puede repasar historia vinculada al arte, concretamente la arquitectura. El motivo principal de la primera serie de billetes de euro son: “puertas y ventanas”. Estas últimas representan el espíritu de apertura de la Unión Europea, así como la eliminación de fronteras; y los puentes en el reverso del billete simbolizan la integración. Además, el tema general de la serie es “Edades y estilos”, figurando en cada billete un estilo arquitectónico concreto. Se eligió la arquitectura puesto que en Europa tiene elementos comunes, y con eso se deja atrás el colocar a personajes ilustres. El estilo arquitectónico evoluciona a medida que avanza a más valor. Te reto a que completes el cuadro:

Billetes Estilo Color
Cinco   Gris
  Románico Rojo
Veinte    
  Renacimiento  
    Verde
  Modernismo  
Quinientos    

 

El símbolo del euro (€) se inspira en la letra épsilon (ε)  del alfabeto griego. Se escogió este símbolo como referencia a la inicial de Europa, E. Las dos líneas hacen referencia a la estabilidad del área euro.

¿Por qué no todos los países de la Unión Europea adoptaron al euro como moneda? Los países que más me llamaron la atención fueron el de Reino Unido y Dinamarca, sobre todo este último. Los británicos siempre son diferentes, conducen por la izquierda, miden con millas en vez de kilómetros, pesan con libras en vez de kilogramos… Por lo que no me sorprendió que Reino Unido tras celebrarse el Tratado de Maastricht, en 1992, obtuviese una cláusula de exención, denominada «opt-out», que significa que el Reino Unido no está obligado a entrar en la tercera fase de la Unión Económica y Monetaria (UEM) e implantar, por lo tanto, el euro.

El protocolo estipula que determinados artículos del Tratado no son aplicables al Reino Unido por lo que este país conserva los poderes en el ámbito de la política monetaria. Tampoco está sometido a las disposiciones del Tratado en relación a los déficits. Y otro aspecto importante que no está bajo las decisiones del BCE.

Al principio del post os he dicho que no iba analizar los titulares de prensa pero si quieres entenderlos te invito a que entres en el blog de Paco Álvarez, colaborador de Rne:

http://noledigasamimadrequetrabajoenbolsa.blogspot.com/

En este blog podrás también conocer algo más sobre el PACTO del euro y sus repercusiones. Te recomiendo el video adjunto donde entrevistan a Francisco Álvarez.

http://vimeo.com/24919457

Os dejo, me imagino que hace demasiado calor para seguir leyendo.

One Response to “El euro, para muchos el malo de la película”

  1. Con este relato nos recuerdas que va a hacer casi 12 años que llevamos usando el Euro.
    Yo recordaba que antes de que se implantara lo iban a llamar Ecu, pero como tenía que ver con la raiz de caballo, optaron por la letra griega. No sé si será verdad.

    Lo cierto es que después de casi doce años yo sigo calculando mentalmente en pesetas. Cada vez menos porque me deprimo mucho. Me doy cuenta de que un café en algunas cafeterias VIP me cobran 250 pesetas. Me indigno y no vuelvo a ir a ese sitio porque pienso que por ese dinero me puedo comprar un paquete de medio kilo de Intermon comercio justo.

    Lo que dices Mª José con lo del redondeo se resume en que antes con 5000 pesetas comprabas mucho mas que ahora con 50 E.

    Hemos aprendido un poco más con tus curiosidades. Yo particularmente no sabía que el Reino Unido no estuviera bajo el BCE.

    Muchas gracias y felices vacaciones.

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)