Brigitte Bardot y Pedro Arrupe

BB-anciana

brigitte_bardot

Brigitte Bardot, un sex symbol del cine francés, cumple hoy setenta y cinco años. En los  50 y 60 era todo un mito, cultivado en posters de películas, algunas importantes que habían dirigido, su marido Roger Vadim como, “Y Dios creó la mujer” y otros directores franceses de renombre como Claude Autant-Lara, Henri-Georges Clouzot, Louis Malle o Jean-Luc Godard. Pero yo la traigo aquí, por una curiosa anécdota: Pedro Arrupe no sabía quién era la archiconocida Brigitte Bardot.

Me lo contó un jesuita griego, llamdo Makros Macronitis. Le gastó una broma que subraya la humanidad y al mismo tiempo un punto de ingenuidad que también  caracterizaba al entonces general de los jesuitas. Estaba Arrupe de visita en Atenas y, «andando hacia la Acrópolis, con el padre asistente, padre Giuliani, y el provincial, comencé a suspirar profundamente, y le dije al padre general: “Padre, tengo graves problemas con mi vocación. Me avergüenzo de ello, pero no puedo más. Estoy desesperado.” El padre general se mostró preocupado. Otros dos padres me miraban con sospecha, porque me conocían bien. Durante algunos minutos, con un aire trágico y abatido, seguí dándole vueltas sin hacer mi confesión. El padre Arrupe me dijo: “Pero, hable, querido padre, ánimo.” Entonces, suspirando trágicamente desde el fondo de mi corazón, dije: “Padre, estoy locamente enamorado de Brigitte Bardot, pero ella no me quiere y ando desesperado.”

El padre Arrupe replicó: “Padre, dígame qué puedo hacer por usted.” Entonces todos estallaron en una carcajada. Nunca habría bromeado así con un padre general, pongamos con Ledochowski, que me habría enviado a Alaska. Pero con el padre Arrupe era otra cosa. Había experimentado en un momento la grandeza de su ánimo, de su humor, de su humanidad».

También es divertida la forma como conocí a Macronitis. Arrupe le visitó en Grecia cuando el griego era superior de una casa en una de las islas del Egeo y éste le contó que era aficionado a la caza en sus horas de descanso. Al saber que las escopetas españolas de caza son famosas, después de regresar a Roma Arrupe telefoneó a unos amigos de Bilbao para que le consiguieran una y enviársela de regalo al jesuita griego. El hecho era sorprendente: que un superior haga un regalo a un súbdito, y que éste sea una escopeta resulta algo insólito. Quien me refería esta anécdota no recordaba entonces el nombre de esta persona. El propio protagonista, después de adquirir la quinta edición de mi biografía de Arrupe en un aeropueto, me  confirmó la curiosa anécdota  (yo ignoraba hasta entonces el nombre de este jesuita griego) y la amplió con algunos detalles. Se trataba del padre Makros Macronitis. Cuando le regaló la escopeta a este jesuita griego, enviada desde la mejor tienda de España, Arrupe le puso una única condición: «Ojo: mate solamente pajarillos, ¡no a jesuitas!»

Ver ayer y ahora la foto de  Brigitte es toda una meditación sobre el paso del tiempo.

Al padre Arrupe le importaban poco esos temas, porque andaba ya en otra historia, la que no se arruga ni se lleva la muerte. “Mi hobby es tratar con los hombres” -decia

5 Responses to “Brigitte Bardot y Pedro Arrupe”

  1. A proposito del “tiempo”…he estado un buen rato, mirando las fotos de tu infancia, no tengo el gusto de conocerte, personalmente, pero bella mirada que tienen tus ojos, desde la mas tierna edad, tu foto siendo bebe es, ¡preciosa! Pedro…

    Mis abuelos decian, como creo que los de muchos lo han dicho, “los ojos, son reflejo del alma”, y quizas agregaria que cuando recien voy leyendo, tus poemas, tus cuentos y escritos percibo la “transparencia”, de tus ojos en los mios, en lo que escribes, con el alma…

    Carmina

  2. UNA MEDITACION SOBRE EL PASO DEL TIEMPO

    Creo, que el tiempo “vale”, en la medida que se aproveche, y que mejor que vivirlo, realizando cosas positivas, para nosotros mismos/as y desde alli, hacia otros, tambien, considero que malos momentos, siempre existen, quizas con sentido del humor, adquieren mejor cara, o al menos tendremos, una anecdota que contar, como este, intuyo “magnanimo” enamorado y cazador jesuita,
    Makros Macronitis …

    Carmina

  3. Realmente el paso del tiempo es demoledor. Las dos fotos de BB que has unido al artículo reflejan algo que no nos gusta ver, que lo efímero es efímero.

  4. “Cuando un “hombre”, mata a un tigre, lo llaman deporte, cuando un tigre mata a un hombre, lo llaman “salvajismo” y justifican en ello, darle “muerte”…

    Una, hoy, denominada “anciana” mujer dijo: “Di mi belleza y mi juventud a los hombres, ahora doy mi sabiduria, mi experiencia y lo mejor de mi, a los animales.. Brigitte Bardot.

    Carmina

  5. CREO QUE B.B. SIGUE SIENDO MUY HERMOSA, ANTES ERA UNA CHICA JOVEN HERMOSA, AHORA ES UNA SEÑORA MAYOR HERMOSA, Y SE MUESTRA COMO ES, Y DICE LO QUE SIENTE , ESO ES MUY LINDO

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)