Alma de profeta

Un grupo de amigos, sobre todo gente del Pozo, jesuitas y ex jesuitas dimos ayer el último adiós a José María Díez Alegría. Fue un acto sencillo, como la despedida que se le suele dar a cualquiera de los ancianos de la Compañía que fallecen en aquella casa de Alcalá de Henares. Y en eso […]