El despertar del Islam

cairo

La impresionante multitud de la rebelión de El Cairo

Las últimas noticias corroboran que el año 2011 va a quedar en la historia como  en el del comienzo de  la rebelión  de los pueblos islámicos contra sus líderes autócratas. Han caído ya los regímenes de Túnez y Egipto. Y la pregunta es: ¿cuál será el siguiente? Gadaffi  ha optado por provocar un genocidio, dicen que con  cientos de muertos,  al reprimir las manifestaciones.  Mientras,  la Administración Obama sigue con sigilo el desarrollo de esta oleada de protestas contra gobiernos corruptos, algunos  grandes socios suyos y alguna condena. La Unión Europea con su doctrina de no injerencia hace otro tanto: mirar de lejos, por si acaso, sin atreverse a  condenar a Gadafi con su nombre.

Lo ocurrido en Egipto, con una multitud admirable y un ejército colaborador,  ha hecho abrigar estos días  esperanzas de que el mundo islámico puede dar un giro de ochenta grados. Pero no podemos olvidar la penosa situación económica de esos pueblos, el control del petróleo de unos pocos y el empleo de la fuerza  como amenaza. El temor de que detrás  se encuentren islamistas radicales, como los Hermanos Musulmanes que puedan hacerse con el poder no es del todo infundado. Esta teoría tiene sus adeptos israelíes, estadounidenses y saudíes, y el propio Mubarak la ha exhibido hasta el último minuto para aferrarse al poder.

Pero  también es cierto en las imágenes de estos brotes revolucionarios hay elementos nuevos: Abundancia de mujeres descubiertas y de jóvenes con vestimenta occidentalizada y la evidencia de que en esta rebelión las nuevas generaciones se han servido de  la tecnología emergente de Internet y los teléfonos móviles. No parece que las mezquitas hayan tenido un papel preponderante en el proceso. Más bien se trata de un islamismo laico, que como  el sunismo, a diferencia del chiísmo, es una religión sin clérigos. Según una encuesta realizada por los estadounidenses en El Cairo y Alejandría entre usuarios de móviles, entre el 5 y el 8 de febrero, sólo una minoría está a favor del radicalismo islámico.

Por su parte la monarquía petrolera del  pequeño estado de Baheréin en el Golfo Pérsico fue una de las que de pronto tuvo que afrontar el contagio de Egipto. Estados Unidos puede temer por el fin de sus intereses en la zona, su estratégica base naval y el muro de contención que supone Bahréin frente al régimen chií y nuclear del vecino Irán.

En Marruecos tampoco han faltado las manifestaciones contra el régimen de Mahomed VI,  que se ha apresurado a anunciar reformas estructurales al ver las orejas al lobo, sin que falten algunos muertos entre los manifestantes.

Pero la situación más extrema se está produciendo en Libia, con ataques a la población mediante la aviación y la artillería pesada, que, entre informaciones confusas, hablan de cuatrocientos muertos y la  huída, luego desmentida, de Muamar Gadafi, que durante 42 años ha gobernado el país más rico del norte de África, y que se ha paseado impunemente con agasajos por el mundo occidental tras acusaciones de terrorismo. Saif el Islam,  su hijo, ha tenido la desfachatez de  comparecer en la televisión estatal para defender que existe un “complot internacional” contra su país, profiriendo amenazas de guerra civil y  anunciando la eliminación de los autores de la sedición. Mientras, el barril del petróleo se disparaba y la bolsa caía en picado. Se abre pues en el Islam un proceso revolucionario nuevo, con aspectos positivos, pero todavía imprevisible en sus consecuencias. Con la caída del muro de Berlín se cerró un capítulo.  ¿Comienza otro capítulo nuevo de la historia cuyo prólogo fue el atentado de las Torres Gemelas?

2 Responses to “El despertar del Islam”

  1. Mucho ruido y pocas nueces.
    Recordemos la revulsión del ‘mayo 68’ europeo, Los capitalistas burgueses tienen el sartén por el mango y bastante paciencia para ver como se apagan estos fogonazos.
    Lo que aquí cuenta es el lema evangélico de que no se puede servir a dos señores.

  2. Si, en efecto, es sumamente impactante, el terremoto social, que estamos asistiendo como testigos, al ver las imagenes.
    .

    Es llamativo observar, a las mujeres con sus rostros descubiertos y verles sonreir, cuando en unidad lograron que su clamor, fuese escuchado, sin embargo es lamentable y ¡terrible! saber que Gadaffi, ha respondido a la rebelión de las masas, con la estrategia de quitar para comenzar todos los servidores de internet, dejar solo la cadena oficial de televisión, para que el pueblo solo escuche sus mensajes, amenazar a la prensa internacional, de quienes pisen su territorio, serán muertos,.

    EL PUEBLO, sin embargo solo lleva su grito como arma, el señor Gadaffi los acalla con la fuerza brutal de las armas para reprimir a los que protestan y su hijo como el colmo del cinismo, dice que empleará hasta la ultima bala, para contener al pueblo….

    Con ello pienso, que, cuando los pueblos se rebelan, ante las mentiras, el abuso de poder y las malas condiciones de vida, saben en su “corazón” que el único camino que lleva, a la justicia humana, es el encuentro con ¡LA DIGNIDAD!……

    Carmina

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)