Evangélico alegato del obispo de Tánger

No es frecuente escuchar en boca de un obispo un alegato como acaba de hacer el franciscano  monseñor Agrelo, obispo de Tánger, que por su importancia copio a continuación. En medio de enaltecimientos de la norma, la ley por encima del amor, el triunfalismo antes que el servicio, estas palabras se merecen un marco:

(Santiago Agrelo).- Si con Cristo he sido ungido por la fuerza del Espíritu, con Cristo soy enviado a llevar a los pobres una buena noticia. Si soy de Cristo, mi zurrón de cristiano no llevará más viático que el de la luz para los ciegos, la libertad para los cautivos, la gracia para los pecadores.

Si por gracia estoy en Cristo, los pobres son mis señores, pues el amor con que Dios los ama, en aquel Hijo entregado hizo a Dios siervo de todos y a los pobres sus señores.

Engañados y convencidos, hemos dejado que doctrinas y preceptos de hombres ocupasen en nuestra predicación el lugar del evangelio de Dios: la controversia desplazó del corazón a la piedad; la preocupación por la ortodoxia suplantó la lucha por la justicia; las ideologías ocuparon en nuestras preferencias el lugar de los necesitados.

Si los pobres no son nuestros señores, lo normal es que sean nuestras víctimas: Ayer fue justificada la Shoah; hoy es ignorada y consentida el hambre, demonizadas las migraciones, esclavizados los indefensos, enaltecida la muerte, legitimada como ejercicio de libertad la prostitución.

Si confiesas: «creo en Dios», el cuidado que hayas tenido de los pobres acreditará la verdad de tu confesión. Y si tu razón no te permite creer, que el cuidado que tienes de los pobres desmienta lo que va diciendo tu razón.

Si no tengo un evangelio que llevar al hombre, entonces, creyente o no creyente, me muevo distraído y ciego hacia un destino de soledad entre los malditos.

13 Responses to “Evangélico alegato del obispo de Tánger”

  1. Olé y olé, por este hombre de Dios que no se predica a sí mismo ni al tenderete que vende sus pegatinas y dice que sin pegatinas no hay Cristo. Una verdadera aberración que ya ni siquiera se distingue de la “verdad”. Este hombre se ha dejado reconstruir por Cristo, por eso sabe que los pobres son Cristo. Por eso no tiene ni un solo pelo en la legua ni nieblas en la mente y su corazón habla con la frescura del Espíritu Santo. Bendito sea y ojalá el Amor Eterno, que llamamos Dios, multiplique y expanda por el mundo muchas obras de arte divinas hechas con materia humana. Como este humilde fraile. Testigo en primera línea de la bondad y de la justicia. Del Evangelio. De Jesús, el Maestro, el Amigo. El Señor.

  2. Evangelio como Razón sobre cualquier otra razón.
    (me ha gustado mucho leer este escrito)

  3. Palabras como estas me acercan al Evangelio, pero no las usemos para condenar a nadie.

  4. Querida Lola Galán, creo que nadie tiene el poder de condenar a nadie. Nos condenamos nosotros solitos cuando aceptamos las condenas y nos las creemos. Y quien pueda intentar hacer uso del Evangelio para condenar, también se está condenando a sí mismo, a la ceguera y a la infelicidad. Vive en el juicio y todo lo pasa por la misma sentencia. Él se lo pierde.
    *
    En cuanto a este buen fraile Santiago Agrelo, no tengo nada más que palabras de agradecimiento a Lamet por ponerlo en el post y alegría porque existan cristianos de una pieza, sin complejos ni embrollos teo-ílógicos.
    Gracias a los dos!

  5. Marga, me he debido de explicar mal.
    Yo también me alegro de que existan personas asi, pero no me gusta cuando se usan palabras, por mucho que las aplaudamos, para tirarselas a alguien a la cabeza.
    Aún al que no ve, no oye o no anda, hay que perdonarlo y rezar por él.

  6. El que no ve no oye o no anda, ya tiene bastante, como para condenarlo encima. Pobrecito. ¿De qué habría que perdonarle y quienes somos nosotros para andar perdonando lo que no nos incumbe? Y además, todos tenemos pendiente de arreglo alguna gotera ciega, sorda y bloqueada. ¿no crees, Lola? Una cosa es denunciar actitudes y otra agredir personalmente a nadie. Imagino que es eso lo que he entendido de tu nota.
    Y por otra parte nadie puede evitar que otros tengan una susceptibilidad hipertrofiada y se sientan señalados por algo que con toda seguridad no va con ellos.

    Por ejemplo, Lola, tú puedes escribir acerca de lo que opinas sobre los que roban o engañan a los infelices y pobres. Puedes decir con todo derecho que quien pone unas cargas terribles en las hipotecas y luego se apodera de las casas hipotecadas para subirse el sueldo dejando a otros en la calle, sin casa y pagando, no tienen conciencia y si además dicen que que creen en Dios y van a la Iglesia, están blasfemando ( la verdadera blasfemia no son las palabras que insultan a Dios, entre otras cosas, porque a Dios nadie tiene el poder de insultarle, sino las palabras, pensamientos y actos contra el prójimo) Y yo que no te conozco de nada, te leo, y al leerte me siento muy molesta por tus palabras. Me siento agredida. Una de dos, o me estoy identificando con los que roban o te estoy juzgando sin conocer los motivos que tienes para denunciar esos hechos.

    En cualquier caso, la una es responsable de lo que cuenta y la otra, de como interpreta lo que lee. Y si no hay una alusión ofensiva para nadie concreto, sino una denuncia de un hecho o de un modo de actuar, de una institución social o política, es eso lo que se dice nada más. Si resulta que en esa denuncia hay un paralelismo con el Evangelio, tampoco se puede evitar esa coincidencia. ¿O crees que Jesús usaba su predicación como proyectiles contra la cabeza de alguien cuando denunciaba a los fariseos sin dirigirse a ninguno en particular, sino al “genérico”, a la casta?

    Bueno, es un ejemplo

  7. “Y si tu razón no te permite creer, que el cuidado que tienes de los pobres desmienta lo que va diciendo tu razón”

    Esto es precioso. El amor y el cuidado por los pobres, son el centro de todo. La fe mental o ideológica solamente, es un engaño cuando se separa de la vida, de los hechos diarios, del cuidado por los más dañados y abandonados.

  8. Siento vergüenza de que estas palabras tengan que ser noticia.

  9. Creo, que son “noticia”, Beatriz, ya que no cualquier ser humano, puede “comprender”, sino goza de la gracia del Espíritu, para lo que con sensibilidad e inteligencia, resumida en “sabiduría” pueda vivir en su vida cotidiana, en la comprensión del Evangelio de Jesús,.
    .

    Los “pobres” del mundo, que han existido en todos los “tiempos” del mundo, han sido sin duda, el interés principal cuando Jesús caminaba entre ellos.

    ,

    hoy quizas como las palabras del obispo y otros muchos y muchas mas, que desde todas las latitudes del mundo, tambien “escuchan” el clamor.
    ..

    ,La respuesta inmediata para quienes entienden despues de escuchar ese clamor, los lleve a ejercer acciones, para dar acogida, con cercanía y luchar a favor de la “justicia” para que pudiesen vivir mejor, al menos eso creo….
    .

    Carmina

  10. Querida Beatriz, en medio de lo que hay, yo me alegro de que esas palabras sean noticia todavía. De que las leamos y nos reanimemos y reconozcamos su valor, cuando parece que los valores están definitivamente missing o reducidos a tópicos sobados y sin referencia real en la vida diaria. El Espíritu es sabio y se manifiesta unas veces como brisa y otras como viento poderoso, según necesitemos sanar heridas o despertarnos y ponernos en marcha. Él sabe combinar el tratamiento en alternancia justa. Hay que fiarse de sus signos y de sus propuestas, que tantas veces vienen así, en un blog, en una frase que nos toca por dentro, en un poema o en un silencio.

  11. No me he explicado bien. La palabras del obispo han retumbado dentro de mi. Últimamente leo palabras vacias que no dicen nada. Me entristece que un obispo hablando de los pobres y del evangelio de Jesús sea noticia. La noticia debería ser lo contrario, ¿no?
    Gracias por escucharme.
    Un abrazo

  12. En resumen , pienso que, entre las palabras de nosotros los humanos, pueden existir francamente, tantas “confusiones” entre lo dicho y lo interpretado, pero lo que viene de la “Palabra” de Dios es “revelado” para quienes, no solo le escuchan, sino que le “entiendan” quizàs entre todo, lo aqui dicho, sea la buena nueva,,,
    Carmina

  13. Federico, hoy leo tu comentario y la frase entresacada, y quiero compartir que la he utilizado como ‘argumento que abre’ con tres personas queridas.

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)