Bravo a los médicos objetores

En plena canícula de noticias calientes -¿dónde fueron a parar las estivales serpientes de verano?-, me llega la noticia de que un millar de médicos ha decidido hacer objeción de conciencia a la disposición gubernamental que impide a los inmigrantes sin  papeles ser atendidos por la sanidad pública.  Según la nueva legislación sólo pueden ser atendidos las mujeres parturientas y los casos de urgencia.

Bravo por estos médicos que aplican su código deontológico según  el viejo juramento de Hipócrates, concibiendo a los enfermos como seres humanos, no como gente etiquetada por esta absurda sociedad llamada del bienestar, que divide a las personas en ciudadanos de primera y de segunda, conforme a un criterio egoísta e injusto de discriminación.

Resulta lacerante que un Gobierno del PP, partido que dice inspirarse en el humanismo cristiano, niegue este derecho a la objeción de conciencia a los médicos, alegando que el dinero es del Estado. El dinero público es de todos ¿No eran tan sensibles al derecho de la objeción de conciencia de los médicos a practicar el aborto? ¿Y las izquierdas que antes negaban este derecho y ahora defienden la objeción a atender a los emigrantes?

Seamos coherentes. La objeción se basa en que el santuario de la conciencia es inviolable y uno ha de actuar conforme a ese imperativo cuando una ley colisiona los valores fundamentales de la persona.

¿Qué pasa, que por el hecho de carecer de un papelucho un ser humano se convierte automáticamente en un perro o un gato? Aunque hay perros y gatos que son mejor tratados.

Es cierto que en la Sanidad ha podido haber abusos, como el de acudir a urgencias por un catarro o atiborrarse de medicinas. Pero esos abusos los hemos cometido todos, inmigrantes o no, y hay medios para atajarlos. Lo que es incalificable es que el dios economía se esté imponiendo sobre valores de lesa humanidad. Si la objeción cunde, al menos en este recorte absurdo  el Gobierno acabará plegándo,  pues no va a expedientar a medio colegio médico. Bravo pues para este colectivo sanitario que en los tiempos que corren mantiene un código ético por encima de las primas de riesgo y el imperativo de los especuladores, los banqueros y los criterios bursátiles.

One Response to “Bravo a los médicos objetores”

  1. – Me da mucha pena la creciente fractura entre la moralidad y la legalidad. Casi sin darnos cuenta hemos creado una legalidad a la medida de nuestros miedos y las necesidades de mi rebaño. La legalidad nos ampara y se acabó. Y los políticos no hacen sino reflejar nuestros miedos.
    – Caso similar -corrigiendo lo que haya que corregir- es el de los supermercados en Sevilla. Es cierto que las formas pueden no haber sido de lo más acertadas -y no estoy proponiendo esta práctica indiscriminada-, pero sí que el signo es bonito. Todos los días nos saquean -con millones de “carritos” en Bankia, los políticos corruptos con aeropuertos que están cerrados, autovías que abren para 80 coches al día, etc…- y no pasa nada.
    Ójalá este comentario de Pedro nos ayude a avanzar por otra dirección y seamos más objetores. Este es el camino.

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)