6.202.700

¿Qué podemos hacer?

parados-y-mas-paradosNo es un número de lotería, ni es el premio acumulado de la bonoloto, no… son 6.202.700 parados en España. Por primera vez desde 1976, casi uno de cada tres trabajadores está desempleado. Más del  57%  de los jóvenes se encuentran parados.

En términos absolutos, podemos encontrar en la Encuesta de Población Activa que  6.202.700  personas entre 16 y 65 años están desempleados en Abril, de las que  más de 175.000 viven en Extremadura. Estamos ante un fenómeno devastador que adquiere una mayor relevancia si se observa la situación de los jóvenes:1356456185_390886_1356456279_sumario_normal la tasa de paro juvenil –menores de 25 años- es de las más altas de la Unión Europea, un 57%, que llega a más del  63% en Extremadura. En esta situación los instrumentos públicos de protección frente al desempleo van perdiendo eficacia.

¿Qué podemos  hacer?  Nos pueden iluminar estas líneas del documento del Departameno de D.S.I de Mérida-Badajoz, del que formo parte:

final_portada revista Doctrin.Soc.Igles.abril'13Ante el parado: aporta lo que eres y puedes.

“El trabajo es un derecho fundamental y un bien para el hombre un bien útil, digno de él, porque es idóneo para expresar y acrecentar la dignidad humana. La Iglesia enseña el valor del trabajo no sólo porque es siempre personal, sino también por el carácter de necesidad”. (CDSI 287)

El trabajo cubre las necesidades económicas de la persona, pero también cubre necesidades psicosociales, emocionales y relacionales; ya que  da a la persona un rol en la sociedad y le ayuda a crecer espiritualmente,  colaborando con el Creador en el desarrollo del mundo puesto en sus manos. El trabajo humaniza si el fin del mismo es el hombre (todo el hombre) y el proyecto es el de autorrealización.

Para un cristiano el trabajo es una realidad que conforma  la dignidad de lo humano y por tanto un derecho fundamental.  Aunque la problemática tiene un carácter estructural  político y económico, sin embargo la misericordia llama a nuestras puertas personales y comunitarias para entregar “nuestros cinco panes y dos peces”, cosa de pocos para muchos, ahí está el misterio.IglesiaDiocesanaCartel La grandeza del misterio de lo comunitario y del verdadero compromiso no está en dar mucho o poco, no está tanto en el saber, tener o poder, sino en el querer, en el darse, en la vida: “Esta viejecita ha echado más que nadie, porque ha echado de lo que tenía para vivir” (Mc 12,44). La práctica enseña -y Jesús lo avisa- que la dinámica de la riqueza engancha e impide ser para los demás, porque es insaciable. O nos iniciamos desde el comienzo en el ser para los demás y en la generosidad, o como lo dejemos para mañana, lo mismo diremos mañana, porque la dinámica  y sensibilidad de la entrega  se ejerce ya o  corremos el peligro de que nunca llegue. Hoy es momento de favorecer y crear trabajo digno en nuestro entorno. Esto nos convoca a discernir qué podemos hacer desde nuestro  propio ser trabajadores, familia, comunidad, ciudadanos…en orden a  poner nuestro grano de arena en la defensa y creación de trabajo y  de ayudas verdaderas a los que están parados. Estamos llamados a comprometernos a favor de un trabajo “decente”, que permita a todos vivir con dignidad, realizarnos personalmente y contribuir al bien de la comunidad.

Para ello debemos:

–          Apostar por una nueva división del trabajo, trabajar  menos para trabajar todos. Dispuestos a compartir trabajo y sueldo.

–          Defender y alinearnos contra las injusticias que provocan pérdidas de trabajo.

–          Fomentar modos de creación de trabajos para personas concretas, y esto hacerlo de modo comunitario. Unirnos para generar algún trabajo y para sostener a los que no lo tienen.

–          Fomenta y cuida la relación  y el trato cercano y familiar con aquellos de tu ámbito familiar, laboral o vecinal que han perdido sus puestos de trabajo.

–   recortes       Si no tenemos empleo, utilizar el tiempo productivamente:

–          En la búsqueda activa de empleo, que debe ser ahora el “trabajo prioritario”.

–          En aumentar el capital humano mediante una formación que facilite el acceso al trabajo y nos haga crecer como personas,

–          Ayudando en el hogar, en la familia, en los entornos próximos o en acciones de voluntariado.

–          Fomentando el encuentro con personas en situación similar para unir las fuerzas y no dejarnos vencer por el desánimo.

 

 

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)