Las mujeres de la infancia de Moisés

Estrictamente hablando, Moisés  no debía haber nacido ni crecido… Pero la providencia de Dios le ha acompañado a través de unas mujeres, que le han acogido y acompañado en su infancia. Ellas son la expresión mejor del Dios bueno, que protege a su pueblo. De ellas quiero hablar brevemente en lo que sigue.