La esperanza y el miedo

La rebelión egipcia

La rebelión egipcia

Lástima que haya perdido uno mucho entusiasmo por las revoluciones, no tanto por conservadurismo como por la constatación de que a menudo las insurrecciones han acabado yéndose, entre fango y sangre, por el sumidero de la historia. Pero, con entusiasmo o sin él, las rebeliones populares que se están produciendo en el mundo árabe suponen un fenómeno extraordinariamente novedoso ante el que resulta contraproducente mirar hacia otro lado. Reconozco que como millones de occidentales siento temor, me parece que bien fundado, a que las algaradas populares en Túnez y Egipto, que seguirán extendiéndose, puedan cerrarse a la iraní, con la llegada de una suerte de Jomeini que nos haga añorar a los émulos del Sha, pero esa carta no nos compete a nosotros jugarla y lo que resulta indiscutible es que las masas humilladas y empobrecidas por dictaduras implacables tienen todo el derecho a levantarse contra los gobiernos opresores, con independencia de lo que nos parezca o nos apetezca en Occidente. En el fondo, para Estados Unidos y Europa los regímenes autocráticos instalados en los países árabes favorecen sus (nuestros) intereses, al mantener el statu quo.

Difícilmente, Occidente va a salir fortalecido del envite árabe-africano, porque con independencia del resultado final de las revueltas estos países reclamarán su parte del pastel global. Ya sucedió con la caída del muro de Berlín. Aquella revolución pacífica llevó la libertad a los países del este de Europa, pero fue también el principio de nuestros males de hoy: el comunismo que los aplastaba a ellos era la mejor garantía para mantener nuestras conquistas socialdemócratas. Perdido el miedo al ogro rojo, comenzó la fiesta de la bestia neoliberal, furiosa y hambrienta. Pero sería cínico añorar el comunismo (comunismo para ellos, claro). No hay dos muros iguales, pero algo hay en estas revueltas árabes que nos recuerdan  la caída del de Berlín. Lo que da que pensar y que temer es que en el mundo islámico no hay tradición democrática y quienes más organizados están son los ayatolás y sus secuaces.

Internet es una poderosa y temible herramienta, que aparte de mantener entretenido al personal con navegaciones inocuas permite propagar los vientos de cambio con una velocidad pasmosa. Las revueltas que glosamos arrancan de este instrumento prodigioso, capaz de canalizar el descontento dormido durante décadas. Hasta qué punto no será esto así que el gobierno de China ha bloqueado la palabra Egipto en Internet. El gigante asiático, por si las moscas, prefiere colocarse la venda antes de la herida. Estaremos atentos a Internet y a los telediarios para ver cómo discurre la revolución egipcia, a la que ya no podremos colocar el adjetivo de pacífica, pues como nos recuerda Paloma Álvarez en su recién estrenado blog, se ha cobrado de momento más de cien muertos.

15 Responses to “La esperanza y el miedo”

  1. Como bien dices las rebeliones populares que se están produciendo en el mundo árabe suponen un fenómeno extraordinariamente novedoso, al menos a nuestros ojos, que tendemos a pensar con demasiada frecuencia que “mundo árabe=integrismo islámico” (no lo digo por los lectores de este blog).

    Pase lo que pase, nos guste más o menos lo que finalmente ocurra, lo que parece claro es que hay un pueblo sediento de ser el protagonista de su destino y de hacer realidad los derechos civiles en su entorno.

    De todas formas, me temo que el reto, aunque deseable, no es nada fácil. El éxito de un sistema pluralista tiene notables exigencias…

  2. Es apasionante y a la vez hay temor. Tienes razón amigo Tirado. En estos tiempos estamos acostumbrados a pensar que el mundo está teledirigido por cuatro grandes que desde sus hilillos nos manejan a nosotros, millones de marionetas. Y sin descartar por completo esta hipótesis, estas manifestaciones lo tambalea un poco ¿quién iba a esperar estas movilizaciones tan masivas del norte de África? Desde las marionetas no, pero desde los cuatro grandes tampoco. ¿Por qué el temor? Después de mi apoyo y entusiasmo por la revuelta, que sigue vivo, me surgió el temor. En primer lugar por la represión brutal del Ejército y la policía y ahora por la falta de horizonte político, y este temor va acompañado del interés político que produce esta situación, ¡me apasiona la política pero me esfuerzo día a día no olvidar, que la política son personas! La única oposición organizada son los Hermanos Musulmanes, que según las crónicas están en la revuelta, pero no la encabezan y el único recambio político, parece que vendrá del aparato del actual régimen. Hay rabia, valentía y coraje pero que les falta recambio político a los movilizados, este vacío es lo que produce temor. Porque se merecen que esta lucha se traduzca en un recambio político de progreso. Ir a mejor. No retroceder, pero el ejemplo de Irán nos da vueltas en la cabeza, y la necesidad de Occidente, para mantener el equilibrio en la zona, no hace sospechar que el recambio será más de REpetir que CAMBIO. La ausencia de una organización de la sociedad civil, de una la alternativa democrática es lo despierta nuestro temor. ¿Ha merecido la pena, nos preguntamos? Si, por supuesto. Por los miles de egipcios y tunecinos que están en la calle pidiendo un cambio. Sin estas movilizaciones el temeroso futuro estaría todavía en el pasado. No habría futuro. Desde los madriles, mi apoyo y mi reconocimiento a los revoltosos.
    Quiero terminar amigo Juan Antonio con unas palabras de Héctor Abad, escritor colombiano, con las que acaba su hermoso libro El olvido que seremos “…..y como todos los hombres somos hermanos, porque en cierto sentido, porque lo que pensamos y decimos se parece, porque nuestra manera de sentir en casi idéntica…”

  3. Los musulmanes han entronizado a ALÁ. Se vislumbra por lo tanto una guerra de religiones, es decir el interés de los poderosos por llevarse el gato sagrado de egipto al agua del NILO. NO quiero pensar mal, pero esta revuelta que comenzó por la buena voluntad general de internet en favor del hombre se traduce entre nosotros, los nuevos cromañones, acabará desapareciendo, como una tilde inútil que solo vale para los que, !ay!, amamos EL origen gutural del lenguaje, que es el origen de la igualdad del hombre, el buen salvaje de ROSSEAU.
    EL GRITO, ESO ES LO QUE YO TRATO DE HACER CON MI INCONSCIENCIA: DIOS HA MUERTO PARA QUE SURJA EL GRITO DEL HOMBRE DESDE LO MÁS PROFUNDO DE SU ANIMALIDAD, DE SU EVOLUCION SIN CONDICIONAMIENTOS QUE NO SEAN LOS NATURALES. REVOLUCION del hambre y del hombre, en definitiva, que no quiere los paternalismos de las dictaduras. Tampoco la anarquia, pues esta tampoco es natural. SOLO el gobierno de lo necesario, y solo por los sabios, por eso los republicanos elegimos a AZAÑA un noble sabio, aunque cobarde, pues nunca quiso la reponsabilidad del gobierno puro y duro y se refugió en la PRESIDENCIA. ES DECIR: LA SALVACION del mundo es dejar que gobiernen los mejores y con los cojones del alma, como dijo Miguel HERNANDEZ.

  4. ¿Creen los islamistas en unas elecciones libres? ¿Es cierto que de celebrarse elecciones en Egipto los ganadores con toda probabilidad no serían demócratas laicos y moderados sino algún grupo musulmán extremista? ¿Debería Occidente dejar de intentar imponer la democracia liberal en países musulmanes? ¿A quienes consideran culpable de sus penurias los egipcios, a sus gobiernos inmorales o a occidente? ¿Puede el occidental creer en el islamismo como movimiento libertario y no como razón religiosa? ¿Los conceptos de ciudadanía son iguales en ambos mundos? ¿Son los yihadistas islámicos una minoría pequeña aunque muy peligrosa cuyas creencias no reflejan las de la mayoría de los musulmanes? ¿Para los musulmanes radicales, la moderación y la tolerancia son una virtud laica de Occidente? ¿Es cierto que los musulmanes perciban al mundo occidental como aliados de Israel, y ahí reside todo el problema? ¿Es errónea la idea de que Occidente se impondrá como civilización universal? ¿Cómo podemos vivir juntos en un mundo globalizado y, al mismo tiempo, trazar una línea de respeto entre los Estados laicos y los religiosos? ¿Y aunque los Estados laicos y los religiosos sean capaces de mantener unas relaciones corteses entre sí, sus miembros lo soportarían? A lo mejor la solución está en la gran alianza universal de civilizaciones de Zapatero de la que últimamente no se habla.
    Perdón si resulta pedante terminar esta atrafagada parrafada con una cita de Lucrecio: “No puedo descubrir ni imaginar nada nuevo para complacerte: todo es siempre lo mismo”.

  5. Señores, en mi opinión de persona de 78 años, lo que necesita un país para ser próspero y estar tranquilo es un Régimen como en el que España se vivió con el Generalísimo Franco. Que sabía entenderse con los Orientales, pues incluso tenía su Guardia Mora. Occidente está indefenso porque no está alerta, como siempre lo estuvo el Caudillo con la conspiracióon judeo masónica que planeaba sobre nuestro amadísimo país. A ver qué pasa ahora en Egipto. Yo considero que una solución puede ser que los árbitroos ayuden a la Selección Egipcia a clasificarse para el próximo Mundial, para que así la gente de ese país esté contenta y tranquila, como los españoles lo estuvimos gracias a los goles gloriosos de Marcelino y Zarra. Esa es la clave: Balompié y fiestas. Y NODO, mucho NODO. Viva Easpaña, señores!!!

  6. Paloma, ¿de verdad todo esto ha sorprendido a los 4 grandes ?. O más bien , ¿son 8 o 16 o tantos como multinacionales y grandes imperios empresariales hay en Davos, en Bilderberg y en la Trilateral? . No parece casual que esta revolución haya empezado en Túnez, país de la OPEP, y haya continuado en ERgipto, llave del Canal de Suez. ¿Dónde será la próxima?. ¿En Marruecos, llave del Estrecho?. ¿En Libia, gran productor de la OPEP…?. Y si los grandes ponen en juego sus intereses en estos países, les dará igual tener a un dictadorzuelo, corrupto, o a un radical islamista que seguirá manteniendo al pueblo en la ignorancia.

    Porque, estimado Ernesto, al hombre le da igual el paternalismo de las dictaduras si tiene un trozo de pan que llevarse a la boca. Y sobre todo si se lo dan ya hecho y no tiene que amasarlo..- Me gustaría vivir en la candidez que pones en tus palabras, porque yo soy optimista por naturaleza… Pero no puedo serlo en este sentido.

    Las revoluciones siempre se provocaban por el hambre. Los estómagos vacíos son muy propicios a protestar y sensibles al sonido de las tripas… Pero hoy, donde hay hambre ya no hay fuerzas para levantarse contra nada. Y los levantamientos de hoy son azuzados por los intereses de los grandes, escondidos tras esa palabra griega que parece la panacea de todos los males del pueblo y que no sabemos si existe en realidad: la democracia…

  7. Señor Tirado. Continúo mi comentario, porque me había interrumpido una llamada telefónica de mi amigo Ricardo desde la residencia de ancianos en la que vive. Otra solución sería que se doblasen al egipcio las películas de Paco Martínez Soria, para que los súbditos de ese país se diviertan con tan magistral y esdpañolísimo cómico, al que Dios tenga en su Gloria. Y que en los teatros egipcios se pongan muchos espectáculos de revista, como la que durante tantos años disfrutamos en España, con vedettes como Celia Gámez y, mucho tiempo después, Tania Doris. A mí también me gustaba una vedette del Molino Rojo de Barcelona llamada Lita Claver, La Maña, quue cantaba cosas como “Yo no digo nada atrevido/ ni siquiera algo inmoral/ lo que pasa es que la gente/ se lo toma todo a mal/. El otro día porque dije/ que mi abuela está muy sorda/ replicaron unos cuantos/ yo también la tengo gorda”. Yo no sé como esa canciocilla pasó la santísima censura, pero la pasó. Y un consejo de anciano, señor Tirado. Escriba usted de cosas leves, triviales, no se meta en berenjenales como esto de los árabes y pronuncie palabras como comunismo, que ensucian su blog. No haga usted caso a Seitaridis, que habiendo tenido el Atlético de Madrid defendas laterales derechos de la inmensa calidad de Melo, Marcelino, Tomás e incluso Votaba, al que Luis Aragonés supo acoplar en 1984 a esa posición, a usted se le ha colado este Seitaridis, que sólo jugó bien la Eurocopa de 2004, que los griegos arrebataron en la final a nuestros vecinos y hermanos portugueses. Lo cierto es que Seitaridis ha aprendido a manejar muy bien el glorioso idioma castellano. Escribe mucho mejor de lo que jugaba al fútbol. No olvidemos, señores, que durante la época del Generalísimo, sólo nuestra amada Portugal nos daba siempre el pleno de puntos en el Festival de Eurovisión. Y la fastidieran los griegos de Seitaridis, No se meta usted en berenjenales, señor Tirado, que los egipcios se las apañen solos. Usted preocúpese de España. Viva Lola Flores!!!

  8. Sr. Tirado: en relación con los sucesos de África del Norte, me han llegado dos e-mail cuyos textos le traslado.
    Casandra: “Dios ha muerto e internet ocupa su lugar, troyanos incluidos”
    Empédocles: “Oh raza miserable de los mortales, del todo desventurada, ¿De qué discordias y lamentos habeís nacido?”.

  9. Interesantísimas las reflexiones-preguntas que nos formula MACAON, para las que, supongo, nadie tiene respuesta.
    Por mi parte, sigo los acontecimientos de Egipto con simpatía no exenta de temor.
    Temor a que, al final de la partida, quienes se salgan con la suya sean otra vez los islamistas (hoy cuidadosa e inteligentemente no-presentes), peores y más peligrosos que los dictadores tipo Mubarak o Ben Ali, porque enraizan con lo más profundo de la ignorancia humana, los tabúes y lprejuicios religiosos.
    Quizá alquien me llame “islamófobo”, pero soy de los que piensan que no puede ser casual que los mayores índices de pobreza, atraso y subdesarrollo se den por lo general en los países de fuerte implantación musulmana.
    Me encantaría (y creo que sería determinante para un futuro en paz) que en el mundo islámico surgieran y crecieran movimientos laicos, movimientos que se atrevan a poner en cuestión la santidad obligatoria del Corán y animar a la gente a que piense y decida por sí misma.
    Una especie de “Siglo de las Luces”, vaya.
    Pero, desgraciadamente, de momento no lo veo (o es tan débil que su eco no nos llega todavía por estos lares occidentales).

  10. -¡Habladurías muchach@s ! Por lo menos, en lo que se refiere a democracia. Ya se ha oído hablar de aquellos a los que perdió la esperanza, aquellos en los que la desesperación llego después de abandonar una búsqueda infructuosa de paz, el dejarse caer en una modorra en la que sentirse acomodado.
    Cada siglo tiene su protagonista, por no extendernos, en el XIX Europa, en el XX Usa en el XXI sin dudarlo China, tal vez en el XXII los países del Islam, así que ¡a la cola! Pues con el nuevo crecimiento demográfico, escuché hace poco que a partir de la tercera parte del siglo, más de la mitad de la población mundial será creyente del Islam.
    (No han oído hablar de los preservativos y del control de natalidad).

    ¿Habrán oído hablar de la alianza de civilizaciones?. Manda huevos.

  11. “Moriré en la tierra de Egipto” dice el “pobre” Mubarak, aquejado, parece, de un cáncer en estado avanzado. Cuánto paralelismo con la peripecia del Sha, otro “pobre” sátrapa. Ay, la suerte del autócrata egipcio está echada y su declaración no es sino una desesperada súplica, petición patética del tirano ayer poderoso. Mubarak morirá errando por algún lugar del mundo, ajeno a la tierra que se prometió a sí mismo para vivir y morirse. Cómo soy melancólico y pesimista a mi pesar no atisbo sino malos augurios en la revuelta africana, sin duda bien intencionada en su origen y primeros desarrollos. En este punto cómo no admirarme de la cándida defensa que Macaón hace de Zapatero y su paz de las civilizaciones. Tanto, si no más cómica, y menos pretendida, que la del facundo don Pancracio, a quien sólo le ha faltado pedir que a la corte del faraón se una Imperio Argentina, la dama a cuyas piernas se rindió Hitler. Ojalá me equivoque, quisiera Alá que Macaón estuviera en lo cierto.

  12. Como sé que la mayoría sois derechones dije lo de Zapatero como un guiño, como una gracieta, como un perplejo irónico, y observo con gracia que se lo habéis comido.

  13. El faraón informa q siguiendo la tradición del pueblo egipcio, su mausoleo ha de ser erigido piedra sobre piedra en el desierto, según se cruza el Nilo.
    El faraón informa q tiene los papiros y los óbolos y q el pueblo egipcio elige al maestro de obra.

  14. Ella habladora, especialmente habladora, hoy compulsivamente habladora, tal vez por el nerviosismo de su inminente marcha de la ciudad, hemos quedado en la chocolatería, la chocolatería se ha convertido en nuestras vidas en una especie de sala de espera de cada uno de sus viajes, ha pedido un café y un bombón, pese a que asegura que se ha puesto a dieta, y repasamos el periódico, con la revuelta de Egipto, dice que un amigo común se ha obsesionado con Mubarak, e inmediatamente salta de los faraones a Angelina Jolie, ’The Tourist’, la película, Angelina llena ella sola la pantalla y se pasea delante de la cámara de una manera casi pornográfica pero con muchísimo estilo, vería la película diez veces pero sin sonido, sólo para disfrutar de la belleza de la Jolie y de Johnny Deep, dice, y se come el bombón, y pide otro bombón, es que están riquísimos y no pasa nada porque luego iré al gimnasio, y la chocolatería tiene cierto aire parisino aunque todo el mundo habla andaluz a gritos, verás como la revuelta se extienda a Marruecos, y miro el reloj, son las seis, estamos juntos desde las cuatro, las únicas dos horas verdaderamente con vida del día.

  15. Lamento decirle a don Macaón que en ningún momento pensé que se hubiese convertido en una de esas boquitas progres que defiende la Alianza de Civilizaciones. Me resultó menos creíble esa afirmación que los recuerdos e ideas que el entrañable don Pancracio nos va relatando en el blog.

    Los acontecimientos históricos suelen ser cíclicos; también lo son muchas vivencias y encuentros en nuestras vidas. La esencia de la naturaleza humana es similar en todas las Civilizaciones.

    La mayoría de los comentaristas confiesan sentir temor ante el proceso que se vive en Egipto; no olvidemos que el miedo paraliza la acción y el pensamiento. Recuerdo la letra de esa canción que dice: “el pensamiento no puede tomar asiento, el pensamiento es estar siempre de paso……..”.

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)