La compañía de bailarines camboyanos de Kike Figaredo, de gira por España

kike-figaredo.jpg

“Desminar completamente la superficie de Camboya llevará cien años” 

  “Camboya, más cerca” es el nombre elegido para la gira del grupo de baile “Tahen”, una compañía de danza creada por el obispo jesuita “Kike” Figaredo para recaudar fondos y financiar proyectos humanitarios en ese país y mostrar a la sociedad española el horror de las minas antipersona y de las bombas racimo. Este grupo de baile está compuesto por 60 bailarines y 10 músicos de entre 12 y 20 años, procedentes de la comunidad rural de Tahen, algunos de ellos mutilados por la explosión de minas antipersona o afectados por la poliomelitis.

La gira, impulsada por la Prefectura Apostólica de Battambang en colaboración con el Programa de Cooperación Internacional de la Fundación “La Caixa”, comenzó en el teatro Amaya de Madrid y recorrerá diez ciudades españolas (Madrid, Barcelona, Sevilla, Oviedo, Gijón, Valencia, Alicante, Zaragoza, Córdoba, Badajoz, León y Valladolid) hasta el 6 de noviembre, informa Efe.

La actuación de estos niños consta de varias danzas tradicionales jemeres, típicas de distintas provincias de Camboya y muy arraigadas en la cultura camboyana como el baile de los cocos, el del arroz o el de las bendiciones.

En la presentación de la gira, el obispo “Kike” Figaredo explicó que el objetivo de esta iniciativa es promover el entendimiento intercultural, dar a conocer la realidad camboyana, establecer un espacio de diálogo y amistad entre Camboya y España, y recaudar fondos para construir un colegio y una residencia de acogida para jóvenes con dificultades.

AL MENOS CIEN AÑOS

 “Al menos cien años”, ese es el tiempo que hará falta para desminar Camboya y desactivar el millón de bombas de racimo y de minas antipersona que siguen activadas y que cada día mutilan a dos personas, casi siempre niños.

En una entrevista con Efe, “Kike” Figaredo, conocido como el “obispo de las sillas de ruedas” por su trabajo con los mutilados por las minas, recuerda que hace treinta años, durante la Guerra del Vietnam, “se lanzaron millones de bombas. Una por habitante”.

Esa guerra dejó un rastro de bombas dormidas que cada día mutilan a dos personas, la mayoría niños que al cuidar del ganado o jugar con otros niños se internan en bosques o senderos que aún no han sido desminados. “Intentamos buscar las zonas minadas, hacer informes y mediar con las autoridades y las ONG para que se limpien las zonas infectadas” pero las zonas de limpieza prioritarias son las que forman parte de proyectos de desarrollo, con lo que “muchas áreas rurales, senderos y bosques siguen sin desminar”, lamenta.

Aunque es difícil saber con exactitud el número de víctimas que las minas terrestres causan en el mundo, algunas ONG calculan que cada año 26.000 personas mueren o sufren traumáticas mutilaciones debido a sus explosiones. Se calcula que hay más de 110 millones de minas terrestres repartidas en más de 64 países (la mayoría en África), una clase de armas altamente efectivas y cuya fabricación sólo vale tres euros (desactivarlas cuesta 750 euros).

Junto a las minas, las bombas de racimo que no estallan al impactar contra el suelo (entre el cinco y el treinta por ciento de las que se lanzan) son otro peligro para los niños camboyanos, que confunden estos explosivos con pelotas o latas de refrescos.  

Figaredo conoce muy bien los efectos de este tipo de armamento en Camboya. Lleva 23 años cuidando de los niños y adolescentes que cada mes llegan al centro de acogida Arrupe, en la prefectura de Battambang, un lugar en el que los discapacitados por las minas o la poliomelitis encuentran un hogar, una educación y un futuro.

El obispo de las sillas de ruedas no esconde su alegría cuando habla de la histórica decisión del Ministerio de Defensa, cuya titular, Carme Chacón, ha anunciado que a finales de este año España se sumará al proceso de Dublín y dejará de fabricar, vender y almacenar bombas de racimo.

“El Tratado de Ottawa -que supuso la prohibición mundial de las minas terrestres en 1997- parecía un sueño y hoy es una realidad, y el proceso de Dublín es otro pequeño milagro que demuestra que trabajando todos por la paz iremos hacia adelante”.

Sin embargo, reconoce que la moratoria mundial sólo es “un primer paso” y que ahora queda lo más difícil: “bajar a la letra pequeña y hacer un seguimiento de lo suscrito para garantizar que se cumple”. Su beligerancia contra el tráfico de armas y las bombas de racimo ha sido recientemente reconocida por la Fundación Príncipe de Asturias, que le nominó para el Premio a la Concordia, un galardón que finalmente recayó en la colombiana Ingrid Betancourt.

“Estoy seguro de que Ingrid trabajará por la paz. Le quiero dar la enhorabuena y recordarle que Colombia es el país del mundo con más accidentes por minas terrestres y que hay que trabajar con las bases, los más pobres y los que más sufren el conflicto”.  

3 Responses to “La compañía de bailarines camboyanos de Kike Figaredo, de gira por España”

  1. Tenemos en Gijón, en su tierra nativa, a Kike Figaredo, el obipo de las sillas de ruedas, todo humanidad sencillez y entrega por la causa de los más pobres. Un ejemplo de cómo Dios elige a lo más débil, para confundir a los fuertes. Su única misión es que las víctimas de las minas puedan llevar una vida digna. Lo que más me admira del Obipo Kike es su sonrisa y su aparente timidez que encubre un temple de acero. Era todo un motivo de alegría ver cómo por la Playa de San Lorenzo de Gijón los niños camboyanos del Obispo Kike disfrutaban con alegría en sus sillas de ruedas tiradas por su propios compañeros. Kike Figaredo es el ejemplo más genuino de lo que es la Iglesia Católica

  2. Tiene ud razón amigo Aquino. He tenido la oportunidad de hablar dos veces con Kike Figaredo, una de ellas con motivo de una extensa entrevista para la Agencia EFE. Es un hombre extraordinariamente cordial, de un dinanismo y una fuerza desbordantes que se contagia a quien está con él. Si se hubiera dedicado al mundo de la empresa hubiese sido un gran empresario; se dedicó a la empresa de los más débiles y necesitados, y ha sido un auténtico regalo para los niños y familias de Camboya. Aunque como él dice el regalo “lo tengo yo por poder compartir sus vidas y sus inmensas ganas de vivir”. Efectivamente su ejemplo le reconcilia a uno con esa Iglesia que da algunas veces la imagen de lejanía o de estar fuera de la realidad.

  3. Amigo Trastévere, lo de amigo lo utilizo porque así usted lo considera, en todo lo que dice sobre mi paisano Monseñor Kike Figaredo, Obispo de la Santa Iglesia Católica Apostólcia concedo `plenamente
    Discrepo de usted en algo tan fundamental, como es que a mi con la Iglesia me reconcilia la gracia y la Misericordia de Nuetro Señor Señor Jesucristo, que nunca está fuera de la realidad, somos los católicos los que con nuestras
    divisiones ( progresistas, vs conservaodres, laicistas vs
    religiosos …los que estamos fuera de la realidad y sobre todo de la caridad). Kike Figaredo salvando las distancias y las diferencias me recuerda al Beato P. Damián, apóstol de los leprosos, tan diferentes , y , sin embargo, tan iguales, porque los dos representan lo que no divide si no une. NI el P. Damián, ni Kike Figaredo son porgresista ni conservadoras, son simplemente hijos fieles de la Iglesia Católlica , y no cristianos anónimos

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)