El Papa otorga plenos poderes a Velasio de Paolis, incluso la facultad de derogar las Constituciones de la Legión de Cristo

Benedicto XVI y De Paolis, foto Observatore Romano webLa autoridad concedida por el Santo Padre al Delegado Pontificio, muy amplia y que se ha de ejercer en nombre del mismo Sumo Pontífice, se extiende a todo el Instituto: a todos los Superiores, a los diversos niveles (dirección general, provincial y local) y a todas las comunidades y a cada religioso.

Todos tienen libre acceso al Delegado y todos pueden tratar personalmente con él; a su vez, el Delegado tiene el poder de intervenir en todo lugar donde estime oportuno, incluso en el mismo gobierno interno del Instituto, a todos los niveles.

El Delegado Pontificio coordina la Visita Apostolica del Movimiento “Regnum Christi”, según las indicaciones de la Santa Sede.  (Foto de L’Observatore Romano, en la página web de la LC)

Madrid, 24 de julio de 2010 (Por Trastevere).- Pocas noticias me han  producido tanta alegría en los últimos meses como la que adelantaron ayer los comentaristas de este blog en torno a la difusión por los Legionarios de Cristo del Decreto que desarrolla y precisa las disposiciones aprobadas por el Papa Benedicto XVI, acerca de las modalidades de cumplimiento del Oficio del Delegado Pontificio para la Congregación de los Legionarios de Cristo, arbobispo Velasio de Paolis.

Ya no es posible seguir ninguneando las atribuciones y competencias del Delegado pontificio, como algunos han venido intentando hacer desde su nombramiento. Las disposiciones y competencias son claras y precisas, incluso respecto de la continuación en sus cargos de los actuales superiores de la Legión, cuestión ésta que hoy ha servido de nuevo para que en algunos de medios comunicación se intentara vender que la Santa Sede ha dispuesto que Alvaro Corcuera y otros responsables de la Legión continúen en sus puestos como si se tratase ya de una decisión definitiva. El Decreto, cuyo texto facilito íntegro a continuación (según la traducción del italiano hecha por la LC), deja meridianamente claro que “los Superiores del Instituto en todos los niveles ejercitan su autoridad de acuerdo con las Constituciones y bajo la autoridad del mismo Delegado Pontificio. Por tanto, permanecen en sus oficios, ad nutum Sanctae Sedis, mientras no sea necesario proveer de otro modo”.

Por lo tanto, continúan en sus cargos “a disposición de la Santa Sede” que se reserva el derecho de hacer un juicio final sobre la cuestión y, por lo tanto, no se excluye que  sea necesario proveer de otro modo, incluyendo la remoción de sus actuales responsabilidades.

Benedicto XVI vuelve a demostrar la prudencia, la firmeza y el rigor con la que se está llevando a cabo la investigación sobre la vida depravada de Marcial Maciel y, consecuentemente, sobre las influencias negativas de esta en la obra e instituciones y organismos fundadas por él, y en la propia vida interna y de gobierno de la Legión y de sus miembros.

Consecuencias serias en la vida y las estructuras de la Legión

Sobre esta cuestión, el Papa ya dejó meridianamente clara su posición tras la reunión que mantuvo con los “visitadores” cuando éstos presentaron su informe y en el comunicado que se hizo público el 1 de mayo tras esta reunión:

…”La visita apostólica ha podido comprobar que la conducta del padre Marcial Maciel Degollado ha causado consecuencias serias en la vida y en la estructura de la Legión, hasta el punto de que requiere un camino de profunda revisión

Los gravísimos y objetivamente inmorales comportamientos del padre Maciel, confirmados por testimonios incontrovertibles, representan, en algunos casos, auténticos delitos y manifiestan una vida sin escrúpulos ni auténtico sentimiento religioso. Esta vida era desconocida para gran parte de los Legionarios, sobre todo por el sistema de relaciones entretejido por el padre Maciel, quien hábilmente había sabido crearse pretextos, ganarse la confianza, amistad y silencio de los que le rodeaban y reforzar su propio papel de fundador carismático. 

 En ocasiones, un lamentable descrédito y alejamiento de cuantos dudaban de su recto comportamiento, así como la errada convicción de no querer dañar el bien que la Legión estaba realizando, habían creado a su alrededor un mecanismo de defensa que le permitió ser inatacable durante mucho tiempo, haciendo que, por consiguiente, fuera muy difícil conocer su verdadera vida…. 

… De los resultados de la visita apostólica han surgido con claridad estos elementos entre otros: 

  • a) La necesidad de redefinir el carisma de la congregación de los Legionarios de Cristo, preservando el núcleo verdadero, el de la “militia Christi”, que caracteriza la acción apostólica y misionera de la Iglesia y que no se identifica con la eficiencia a toda costa;
  • b) La necesidad de revisar el ejercicio de la autoridad, que debe estar unida a la verdad, para respetar la conciencia y desarrollarse a la luz del Evangelio como auténtico servicio eclesial;
  • c) La necesidad de preservar el entusiasmo de la fe de los jóvenes, el celo misionero, el dinamismo apostólico, por medio de una adecuada formación. De hecho, la desilusión sobre el fundador podría cuestionar la vocación y ese núcleo de carisma que pertenece a los Legionarios de Cristo y es propio de ellos…”.

El nombramiento del Delegado

En la carta del Papa -hecha pública el pasado 23 de junio- en la que anunciaba el nombramiento de De Paolis como su delegado, Benedicto XVI decía textualmente: “La reciente Visita Apostólica a la Congregación de los Legionarios de Cristo ha puesto de relieve, además del celo sincero y de la fervorosa vida religiosa de un gran número de miembros de la Congregación, la necesidad y urgencia de un camino de profunda revisión del carisma del Instituto. Con el deseo de seguir de cerca, sostener y orientar tal camino, he considerado oportuno proceder al nombramiento de un Delegado personal mío, como testigo tangible de mi cercanía, para que actúe en mi nombre ante esa Familia Religiosa.

Conociendo, venerable y querido hermano, su preparación y experiencia en el ámbito jurídico y eclesial, enriquecidos por un espíritu de servicio, solicitud pastoral y sentido de la vida religiosa, deseo confiarle a usted tal compromiso. Así pues, con la presente carta, lo nombro Delegado mío para la Congregación de los Legionarios de Cristo, confiriéndole el encargo de gobernar en mi nombre tal Instituto Religioso durante el tiempo que sea necesario para completar el camino de renovación y conducirlo a la celebración de un Capítulo General Extraordinario, que tendrá como fin principal llevar a término la revisión de las Constituciones. Algunas modalidades adicionales para el cumplimiento de tal Oficio se indicarán mediante un específico Decreto.

Bien consciente de la importancia de la misión que hoy le confío, como también de la carga de responsabilidad que comporta, le agradezco desde ahora la disponibilidad y la generosidad que sin duda manifestará en este nuevo servicio a la Santa Sede, el cual no dejará de producir abundantes frutos positivos.

Mientras confío su persona, a los queridos religiosos de la Congregación de los Legionarios de Cristo y a los miembros del Movimiento “Regnum Christi” a la celestial protección de la Santa Virgen, Madre de la Iglesia, aseguro a todos mi cercanía espiritual en el afecto y la oración, y les mando de corazón mi especial Bendición Apostólica”.

El texto del Decreto de fecha 9 de julio y conocido ayer

DECRETO MODALIDADES DE CUMPLIMIENTO DEL OFICIO DEL DELEGADO PONTIFICIO PARA LA CONGREGACIÓN DE LOS LEGIONARIOS DE CRISTO

I. Vista la carta del 16 de junio de 2010, con la que el Santo Padre Benedicto XVI:

– ha nombrado Delegado para la Congregación de los Legionarios de Cristo a Su Excelencia Reverendísima Mons. Velasio De Paolis, C.S., Arzobispo titular de Telepte, Presidente de la Prefectura para los Asuntos Económicos de la Santa Sede;

– le ha conferido el encargo de gobernar, en su nombre, tal Instituto Religioso “durante el tiempo que sea necesario para completar el camino de renovación y conducirlo a la celebración de un Capítulo General Extraordinario, que tendrá como fin principal llevar a término la revisión de las Constituciones”,

– ha considerado “la necesidad y urgencia de un camino de profunda revisión del carisma del Instituto” y ha expresado el “deseo de seguir de cerca, sostener y orientar tal camino”, a través de un Delegado personal suyo que atestigüe concretamente su cercanía y actúe en su nombre ante aquella Familia Religiosa;

– ha confiado a un Decreto específico la indicación de “algunas ulteriores modalidades de cumplimiento de tal Oficio”,

II. El Cardenal Tarcisio Bertone, Secretario de Estado, con el presente Decreto emana las siguientes precisiones y disposiciones aprobadas por el Sumo Pontífice, acerca de las modalidades de cumplimiento del Oficio del Delegado Pontificio para la Congregación de los Legionarios de Cristo:

1. La autoridad concedida por el Santo Padre al Delegado Pontificio, muy amplia y que se ha de ejercer en nombre del mismo Sumo Pontífice, se extiende a todo el Instituto: a todos los Superiores, a los diversos niveles (dirección general, provincial y local) y a todas las comunidades y a cada religioso. Tal autoridad implica todos los problemas propios del Instituto religioso y puede ser ejercitada siempre que el Delegado lo considere necesario para el bien del Instituto mismo, incluso derogando las Constituciones.

2. Los Superiores del Instituto en todos los niveles ejercitan su autoridad de acuerdo con las Constituciones y bajo la autoridad del mismo Delegado Pontificio. Por tanto, permanecen en sus oficios, ad nutum Sanctae Sedis, mientras no sea necesario proveer de otro modo.

3. Los Superiores del Instituto deben actuar en comunión con el Delegado Pontificio. No solo debe estar él informado de la vida del Instituto, particularmente de los asuntos más importantes, sino que a él está reservada la aprobación de las decisiones del mismo gobierno general: sea para cuanto tenga relación con las personas (admisión al noviciado, a la profesión, al sacerdocio, nombramientos y traslados de personal) como de las elecciones apostólicas y formativas (seminarios, institutos académicos, escuelas) y las cuestiones de administración extraordinaria o los actos de enajenación de bienes.

4. Si es necesario, el Delegado mismo puede actuar o indicar la decisión a realizar en determinados casos.

5. Todos tienen libre acceso al Delegado y todos pueden tratar personalmente con él; a su vez, el Delegado tiene el poder de intervenir en todo lugar donde estime oportuno, incluso en el mismo gobierno interno del Instituto, a todos los niveles.

6. El Delegado, en el cumplimiento de su misión, está acompañado por cuatro consejeros personales, que lo asisten en la realización de su trabajo, según las circunstancias y las posibilidades y que pueden ser encargados para tareas específicas, particularmente para visitas ad referendum. Con su ayuda, el Delegado Pontificio individua los temas principales, los discute, los aclara a medida que se presentan en el camino que él ha sido llamado a conducir.

7. Si en alguna ocasión se revelase la necesidad de estudiar y profundizar determinados temas, sea de personas o de cosas, el Delegado Pontificio podrá constituir comisiones de estudio con personal interno de la Congregación de los Legionarios o con personas competentes externas.

8. A su juicio, donde se muestre oportuno o necesario, podrá individuar alguna persona, fuera de sus consejeros, para el estudio o para la visita ad referendum.

9. La tarea principal del Delegado Pontificio es la de encaminar, acompañar y realizar la revisión de las Constituciones. Esto implica un conocimiento profundo de la Congregación de los Legionarios, de su historia y de su desarrollo. A la revisión de las Constituciones deben colaborar todos los miembros del Instituto, sea a nivel individual como comunitario, según un proyecto que desde el inicio se tendrá que elaborar y poner en acto. Por tanto, se ha de constituir lo más pronto posible una Comisión para la revisión de las Constituciones, en los diversos niveles del Instituto, con la participación sobre todo de los miembros del mismo Instituto, que se han de sentir responsables de la revisión y reelaboración del propio proyecto de vida evangélica, siempre en armonía con la enseñanza de la Iglesia. De la Comisión central para la revisión de las Constituciones será presidente el mismo Delegado Pontificio.

10. El Delegado Pontificio coordina la Visita Apostolica del Movimiento “Regnum Christi”, según las indicaciones de la Santa Sede.

11. Posibles recursos contra los actos de los Superiores del Instituto serán presentados al Delegado Pontificio mismo; contra los actos del Delegado Pontificio será posible recurrir al Santo Padre.

Desde el Vaticano, 9 de julio de 2010

Cardenal Tarcisio Bertone

Secretario de Estado

— 

Evaristo Sada explica la entrega del Decreto por De Paolis

Sobre el acto de entrega del Decreto, Evaristo Sada, Secretario de la Legión, informó el día 22 a los miembros del instituto y del Regnum Christi, mediante un comunicado fechado en Roma que : ” El miércoles 21 de julio, el Delegado Pontificio para la Legión de Cristo, Mons. Velasio De Paolis, C.S., reunió al consejo general de la congregación en la sede de la dirección general e hizo lectura y entrega del decreto en el que la Santa Sede detalla el modo en que desempeñará el oficio recibido. El texto del decreto, adjunto a la presente, se da a conocer, por indicación suya, a todos los Legionarios de Cristo y se publica también en nuestras páginas de Internet.

 A continuación, Mons. De Paolis dialogó con los miembros del consejo general sobre la situación de la Legión de Cristo y la actitud espiritual con que debemos afrontarla. Evidenció, asimismo, que aún no han sido nombrados los cuatro consejeros personales del delegado mencionados en el decreto y que la Santa Sede todavía no ha dado indicaciones sobre la visita apostólica al Regnum Christi.

Teniendo en cuenta que estamos en periodo estivo, Mons. De Paolis indicó que la próxima reunión con el consejo general será a inicios de septiembre, para determinar el programa del trabajo a desarrollar. El punto principal de dicho programa será ayudar a todos los legionarios de Cristo a seguir dialogando en un clima de respeto y caridad fraterna, para que, iluminados por el Espíritu Santo y bajo la guía del Delegado y los superiores, ahondemos en nuestra consagración a Dios y en la mejor forma de vivirla dentro de la Iglesia, según lo indicado en el punto 9 del decreto.

Desde ahora, el Delegado Pontificio puso a disposición su domicilio y teléfono para quien desee dirigirse a él…   Al final de la reunión, Mons. De Paolis encargó transmitir a todos sus mejores deseos para las vacaciones”.

Share

1.868 Responses to “El Papa otorga plenos poderes a Velasio de Paolis, incluso la facultad de derogar las Constituciones de la Legión de Cristo”

  1. GRACIAS HOBBIT.
    TÚ GANARÁS

  2. Hace unos días conversaba con un sacerdote sobre este punto que comenta Emilio: (te copio) ” Y en la dirección espiritual ¿Sabes que me dice? Pues que él está ahí para hacer lo posible para que no me vaya, y que yo haga lo que quiera. ¿Es eso discernimiento vocacional?”
    .
    El padre con el que conversaba me decía que muchas veces no sueltan tan fácil a una persona porque ellos piensan que Dios les va a pedir cuentas por esas personas… ¿y que tal que sí tenían vocación?
    .
    Padre, le dije, creo que sobre lo que Dios les va a pedir cuentas realmente es si ayudaron a esas personas a formar rectamente su conciencia para que pudiera tomar SU DECISION, y DISCERNIR ellos mismos en LIBERTAD. Ustedes sólo son puentes entre Dios y las almas.
    .
    Y esque esto se trata de control, de situaciones y de personas… en vez de formar en la libertad responsable. Cada quien debería sentirse libre y cada quien debería responder a Dios por sus actos. No deberían apropiarse de la voluntad de las personas…
    .
    ¿Acaso no han pensado que también Dios les va a pedir cuentas por aquellos que estuvieron secuestrados psiquica y espiritualmente? El responder a la vocación no es obligatorio, aunque haya un llamado, cada quien, nadie debería obligar.

  3. Propuesta de actividad económica de envergadura!!

    Vendamos los dulces!!
    Pidamos permiso a el Aemulatur generalísimo!
    Saque protocolo antes de que la Santa Sede impida el negocio!!!

  4. Otro exlc

    Necesitamos de tu trabajo para lograr este permiso!!

    Tramita tu cambio de nick, urge!!!

  5. ALGUNOS HECHOS SOBRE EL DISCERNIMIENTO EN LA LC:
    .
    Afirmo que el discernimiento por lo general NO SE TOMA EN SERIO en la LC. Al revés: te presionan de diversas formas para que DÉS POR SUPUESTO que sí tienes vocación y ni se te ocurra cuestionarlo ni a solas, ni muchísimo menos con tus compañeros y en algunos casos ni siquiera con tu mismo director espiritual.
    .
    A mí me tocó que en humanidades en Salamanca mi director espiritual sencillamente se recusara a oírme cuestionar la existencia de mi vocación porque “esto ya se vio en el noviciado, hermanito, ya no estamos en la etapa de discernimiento vocacional. A ver, vamos a revisar su programa de reforma de vida y adelante”. Tal cual. El nombre de ese “director espiritual”: William Brock.
    .
    Otros que lo hayan tenido como “director espiritual” que nos lo cuenten.
    .
    Otro ejemplo recurrente de lo ligero que es la consideración de ese tema en la vida cotidiana en la LC: en los noviciados y centros de humanidades hay lo que se llama “paseo ordinario”. Cada sábado la comunidad tiene x horas libres para irse a pasear al campo. No van todos juntos, sino que se hacen “ternas”, o sea, grupitos de tres o a veces cuatro hermanos; evidentemente cada grupito lo designa el superior, quien cuelga en un cuadro de avisos la lista de grupitos para que cada hermano vea con quienes le toca ir a pasearse ese día (el primer nombre de cada grupito es “el responsable de la terna” y a él le toca ESCRIBIR UN REPORTE al final del paseo informando a dónde fueron, si pasó algo raro, si llegaron puntuales a casa, cómo se portó cada quien y DE QUÉ HABLARON durante el paseo). Bueno, en las secciones de avisos comunitarios que hay los domingos se le dice a la comunidad que en los paseos mantengan siempre “conversaciones edificantes”, que no hablen de “temas mundanos” y se sugiere que cada quien, “por ejemplo”, CUENTE LA HISTORIA DE SU VOCACIÓN.
    .
    Esto pasa también en los horarios de conversación dentro de los centros de formación durante los días ordinarios, lo que se llama “quiete”.
    .
    Son comunes y corrientes en las quietes del noviciado y de humanidades preguntas inocentes (típicas del ambiente de presión y formateo) como “A ver, Hermano N, usted cuándo se dio cuenta de que TENÍA VOCACIÓN?”; “Hermano N, cuéntenos cómo se enteró usted de que TENÍA VOCACIÓN”. “Hermano N, compártanos el testimonio de SU VOCACIÓN”.
    .
    Es decir, sencillamente se da por cierto y es cosa normal “forzar” aunque involuntariamente al prójimo a que te cuente de “su vocación”.
    .
    ESTÁ PROHIBIDO, EXPRESAMENTE PROHIBIDO, compartir cualesquiera inquietudes particulares con cualquier otro hermano que no sea el propio superior o director espiritual respecto a dificultades personales del tipo que sea, PRINCIPALMENTE si se trata de dudas o cuestionamientos sobre la presunta propia vocación.
    .
    De hecho, en la LC no se puede hablar entre los hermanos de nada que tenga que ver con el conjunto genérico de “inquietudes personales”, por muy normales que sean a cualquier persona humana, como el cuestionamento vocacional, la nostalgia de la familia, las dudas ante el futuro, las dificultades con los estudios, las eventuales discrepancias con fulanito o menganito, etc.
    .
    Y si son dudas vocacionales, sencillamente se las reduce desde el primer día que uno ingresa a la LC al concepto despreciativo de “CRISIS”.
    .
    “Crisis” es la palabra que más se ridiculiza en la LC.
    .
    A la “crisis” se la trata en plan de burla pública constante. Los rectores y superiores en general mencionan la “crisis” en sus pláticas, ejercicios espirituales, sesiones de avisos, CASI SIEMPRE (por no decir de plano que es SIEMPRE) de manera eminentemente negativa, ridiculizando la mera posibilidad de que un legionario tenga una “crisis”. Se considera cosa de nenas. De flacos. De INFIELES.
    .
    Con esas “costumbres y tradiciones” lo que se hace en la LC respecto al discernimiento vocacional es simplemente DESESTIMULARLO y DISUADIR a la gente de que lo haga.
    .
    PEOR TODAVÍA: se induce a los hermanos a que se sientan INFIELES A DIOS si se atreven a cuestionar “su vocación”.
    .
    O NO, JEREMÍAS?

  6. Como buenos hermanos
    Quedamos a mano
    90 minutos
    1-0 favor México
    En tiempo de compensación, empate.
    parce, Frater OTROEXLC
    En mis tiempos, no había semejantes cosas, aunque ya apuntaban.continuamente en quiete, me mandaba bajar el tono, mm.
    Porque platicaba a gritos y éramos el puro relajo.
    Ya empezó a llover.
    Pluit… pluit….
    Tomé el paraguas y me voy a la calle
    Saludos
    El Spartaccus Mojado , como el zopilote Mojado

  7. ¡qué bárbaro! tu post no tiene desperdicio… esto me confirma también por qué no son amigos, sólo compañeros… no hay confianza, no hay apertura, hay que estar ahí para empujar, todos como rebaño de borregos.

  8. hablando de las dichosas crisis, en mis tiempos se utilizaba la palabra miopía espiritual para burlarse de ellas.

  9. Atikus, Angelo y EXLC: Me tienen doblada de la risa….
    Cristina: Por supuesto que también tendrán que dar cuentas aquellos que obstaculizaron la libre decisión de aquellos que no se sentían llamdos al sacerdocio……
    Que envidia me das Daniela….Pero se acerca el fin de las vacaciones y tendrás que volver a la trastaveriana realidad…..
    Ya quiero que sea septiembre, para empezar a ver el actuar de De Paolis…

  10. Buenísimo tu post.
    Y tristísimo a la vez.
    Qué mal la han pasado las personas…..

  11. Estimado hermano Jeremías
    Usted sígale con sus rollos mareadores pero sea hombrecito y admita su identidad legionaria.
    Sin acritú y con respeto.

  12. Hoy hablamos de esto con un amigo sacerdote legionario. Dijo que todos tienen sus constituciones con el texto actual (incluyendo las aprobaciones del 93 o 94 que dijo Thomas) y que tienen todas sus partes. La última parte trae todas las funciones de los superiores y el capítulo. Me dice que el voto especial quedó fuera después de las modificaciones del 94. Como que fue un proyecto que hubo pero nunca se cumplió.

  13. Hace poco tuve la fortuna de tener DE por teléfono (porque no había otro modo) con mi amigo el obispo.
    Le abrí mi corazón.
    Le dije todo lo que me inquietaba.
    Y pasó algo que yo nunca había vivido:
    1. Me preguntó QUÉ ME DECÍA MI CONCIENCIA.
    2. Me preguntó cómo actuaría Jesucristo, qué decía el Evangelio al respecto.
    3. No me dijo qué tenía que hacer…se lo dije yo a él.
    me hizo que se lo dijera…. me hizo que yo lo pensara y se lo dijera, que la respuesta saliera de mí….
    ¡Qué diferente de todas las DE que tuve a la largo de tantos años en el RC….!
    .
    Un abrazo consentido…. como siempre, me ha ayudado e iluminado tu post.
    Y me deja pensando….
    Triste pero pensando… y la introspección siempre es buena….

  14. Les ofrezco un nuevo post sobre el debate en torno a la situación de los Legionarios de Cristo.

    http://blogs.21rs.es/trastevere/2010/08/12/legionarios-de-cristo-sobre-las-consagradas-la-autoridad-y-la-transparencia/

  15. El problema de la versión de las constituciones aprobada en 1994 es que no consta por ninguna parte que en el Capítulo General (por otro lado hecho con un proceso de mucha opacidad, luego explico) que se haya aprobado unas modificaciones de las constituciones. Vean el documento que produjo ese CG. Bueno, los CG no han llegado a más que comentarios sobre un discurso de MM, redactado antes por Guadalupe (alias Javier García) en Reago del Roble, Navaceerrda Madrid. Dado que modificaciones a las constituciones serían el punto más importante que tratar en un CG a mi juicio, y no se dice que se dio ninguna discusión al respecto, es de suponer que no la hubo Si, según la “doctrina común legionaria” de entonces la congregación era el cortijo personal del fundador que dictaba las reglas para los demás y tenía iluminación divina . ¿Quien iba a asesorarle en este supuesto carisma? Pues, el jefe nunca se equivoca, como se decía en la época del PRI. Por otro lado, dado que 1983, se proclamó a bombo y platillo que esa versión fue aprobada personalmente por JP II, ¿cómo se iba a justificar unos cambios, como el de quitar el supuesto voto que apareció en la de 1983, y otras cosas? ¿Se equivocó el Papa? Ya he indicado que eso era mentira pura y dura legionaria. Luego se intentó justificar los cambios diciendo que había acoplar las clc al Derecho Canónico, Ya indiqué que el CDC fue promulgado el 25 de enero de 1983, y las CLC el 29 de junio de manera que había tiempo para acoplarlas. Otra mentira legionaria. Si ha habido un defecto grave de procedimiento en la presentación de esas modificaciones a la Congregación de Religiosos, o sea fraude, hay un problema. Otra cosa es que en el Decreto de la SCRIS aprobándolas se dice específicamente que la misma hizo modificaciones a lo que entregó la Legión. No sabemos lo que se entregó ni lo que salió porque todo el proceso fue opaco y viciado. Aunque se llegue a conocer lo que verdaderamente fue aprobado, probablemente eso no sea suficiente porque se trataría de una especie de dictado de arriba, un poco como el Corán para los musulmanes.

    En cuanto a la elección de delegados para el CG de 1992, se realizaron elecciones y se entregó a los miembros una lista de los que se podía elegir, todos los sacerdotes de cada Territorio. Cada quien entregó sus sobre votando a dos, que era lo que correspondía. Luego de un par de meses llegó una carta diciendo (me refiero a Estados Unidos donde yo estaba entonces) que nadie había salido elegido que había que volver a votar, pero sin decir cuantos votos había recibido ninguno. ¿Qué sentido tiene volver a votar si uno no sabe cuáles eran las resultados de la votación anterior? ¿Por qué razón uno cambiaría el voto, si desconoce los resultados? Luego de eso se comunicó que los PP. José Antonio Alonso y Richard Gill fueron los elegidos para EEUU. Además, otro número de las constituciones indica que tienen que jurar secreto acerca de todo lo que se da allí, de manera que ¿cómo pueden ser delegados, representantes de los que los votaron, si no hay transparencia en el proceso y exceso de secretismo.
    Otro problema es el número excesivo de miembros natos (los de la cúpula y los que nombra el DG) comparado con los delegados supuestamente electos.

    Se tiene que tomar todo eso en cuenta para el futuro CG que ha de reescribir las constituciones. Creo que VdP tendrá que derogar esas partes y sustituirlos con algún decreto. Bueno, es probable que se descubra antes lo que aprobó la SCRIS porque no creo que incluya estas cosas que son expresión de la arbitrariedad de MM.

    No he visto nunca que los miembros de una comunidad en la Legión tienen que elegir al superior. Eso es lo que se da en los monasterios, y otras órdenes como los Franciscanos y Domínicos. Sería absolutamente anátema en Macielandia. Las únicas elecciones previstas son las de delegados para el CG, y creo haber demostrado lo manipuladas que han sido.

    “En Cuanto al discernimiento: Padre,
    Desde tu experiencia, podrías darnos algunos puntos a tomar en cuenta para encaminarnos hacia el AUTENTICO DISERNIMIENTO ESPIRITUAL? Intentaré decir algo:

    Muchas de las cosas que hay que discernir en la vida cristiana están bastante claras en cuanto se trata de cumplir los diez mandamientos, según lo que enseña la Iglesia en el Catecismo y otros documentos. Otras cosas como discernir si uno tiene una vocación u otra no son siempre tan fáciles. San Pablo da una indicación en Rom 12,2: “No se acomoden a este mundo, por el contrario transfórmense interiormente con una mentalidad nueva, para discernir la voluntad de Dios, lo que es bueno aceptable y perfecto”. SE trata de adquirir la mentalidad de Jesucristo que es la de entregarse por amor hasta el extremo de la cruz. Los Ejercicios Espirtuales de San Ignacio son un método de discernimiento y contienen unas reglas para el discernimiento de espíritu. Tienen como fin “buscar y hallar la voluntad de Dios en mi vida”, y eliminar los obstáculos para dirigir toda la vida a la gloria de Dios etc. Su finalidad principal es precisamente ayudar en el proceso de discerniento. También la Autobiografía de San Ignacio contiene elementos interesantes. Claro, vaya por delante que los Ejercicios en la Legión según el método Arumí de coser citas de supuestas cartas de MM, distan leguas de San Igancio.

    En cuanto a una vocación a una vida consagrada o al ministerio, creo que hay que tener en cuenta tres aspectos: una moción interior de algún tipo que le mueve a uno a querer seguir a Jesucristo en una consagración religiosa o de otro tipo o el el ministerio sacerdotal. Tiene que haber un deseo de entregarse al servicio de Dios y de la Iglesia en los hermanos de una forma concreta aprobada aprobada por la Iglesia. Claro, allí hay que discernir si esto existe. En segundo lugar, la persona tiene que tener las cualidades necesarias para vivir esa vocación. En el caso del sacerdocio tiene que tener la capacidad de llevar los estudios, las cualidades morales, espirituales etc. Por ejemplo, si se descubre en los tests psicológicos que tiene un problema de personalidad que es incompatible con la vocación, entonces no tiene esa vocación. Si, por ejemplo es dado a la ira y incapaz de controlar sus impulsos, es que no tiene vocación. Sino es capaz alcanzar un mínimo nivel en los estudios, no tiene vocación. Si demuestra que no es capaz de vivir el celibato, dado que la vocación al celibato la ha unido la Iglesia con la del sacerdocio y es inherente en la vida religiosa, no tiene vocación. En tercer lugar, tiene que haber una llamada de parte de la Iglesia, normalmente en la persona del Obispo. Se supone que el Obispo ordenante ha consultado con “el pueblo cristiano” y los encargados de la formación del individuo.

    En todo esto se trata de juicios humanos falibles, pues no hay certeza absoluta sino moral. En todo caso hoy en día con la crisis de la pederastia la capacidad de vivir el celibato y sobrellevar el inevitable estrés que comporta este tipo de vocación cobra una gran importancia, aunque no hay que reducir todo a la sexualidad como tienden a hacer algunos psicólogos y psiquiatras.

  16. Mi post pasado era para ti comentándote sobre el discernimiento…

  17. teresa:
    Estoy con mis amigas en Cancún. Mil disculpas, no puedo ver a nadie porque no se me hace plan con mi aniftriona dejarla para reuniones Trasteverianas jajajaj lo siento….
    Ya nos veremos en Septiembre que vuelva.
    un beso.
    .
    Gracias hobbit por tu mail.
    Estoy pensando lo que me has dicho.
    Te respondo en unos días, necesito pensarlo….

  18. Daniela y el discernimiento // Ago 12, 2010 at 01:30
    Hace poco tuve la fortuna de tener DE por teléfono (porque no había otro modo) con mi amigo el obispo.
    Le abrí mi corazón.
    Le dije todo lo que me inquietaba.
    Y pasó algo que yo nunca había vivido:
    1. Me preguntó QUÉ ME DECÍA MI CONCIENCIA.
    2. Me preguntó cómo actuaría Jesucristo, qué decía el Evangelio al respecto.
    3. No me dijo qué tenía que hacer…se lo dije yo a él.
    me hizo que se lo dijera…. me hizo que yo lo pensara y se lo dijera, que la respuesta saliera de mí….
    ¡Qué diferente de todas las DE que tuve a la largo de tantos años en el RC….!
    .
    Un abrazo consentido…. como siempre, me ha ayudado e iluminado tu post.
    Y me deja pensando….
    Triste pero pensando… y la introspección siempre es buena….
    trastevere // Ago 12, 2010 at 03:50
    Les ofrezco un nuevo post sobre el debate en torno a la situación de los Legionarios de Cristo.
    http://blogs.21rs.es/trastevere/2010/08/12/legionarios-de-cristo-sobre-las-consagradas-la-autoridad-y-la-transparencia/
    Thomas Hennigan // Ago 12, 2010 at 04:02
    El problema de la versión de las constituciones aprobada en 1994 es que no consta por ninguna parte que en el Capítulo General (por otro lado hecho con un proceso de mucha opacidad, luego explico) que se haya aprobado unas modificaciones de las constituciones. Vean el documento que produjo ese CG. Bueno, los CG no han llegado a más que comentarios sobre un discurso de MM, redactado antes por Guadalupe (alias Javier García) en Reago del Roble, Navaceerrda Madrid. Dado que modificaciones a las constituciones serían el punto más importante que tratar en un CG a mi juicio, y no se dice que se dio ninguna discusión al respecto, es de suponer que no la hubo Si, según la “doctrina común legionaria” de entonces la congregación era el cortijo personal del fundador que dictaba las reglas para los demás y tenía iluminación divina . ¿Quien iba a asesorarle en este supuesto carisma? Pues, el jefe nunca se equivoca, como se decía en la época del PRI. Por otro lado, dado que 1983, se proclamó a bombo y platillo que esa versión fue aprobada personalmente por JP II, ¿cómo se iba a justificar unos cambios, como el de quitar el supuesto voto que apareció en la de 1983, y otras cosas? ¿Se equivocó el Papa? Ya he indicado que eso era mentira pura y dura legionaria. Luego se intentó justificar los cambios diciendo que había acoplar las clc al Derecho Canónico, Ya indiqué que el CDC fue promulgado el 25 de enero de 1983, y las CLC el 29 de junio de manera que había tiempo para acoplarlas. Otra mentira legionaria. Si ha habido un defecto grave de procedimiento en la presentación de esas modificaciones a la Congregación de Religiosos, o sea fraude, hay un problema. Otra cosa es que en el Decreto de la SCRIS aprobándolas se dice específicamente que la misma hizo modificaciones a lo que entregó la Legión. No sabemos lo que se entregó ni lo que salió porque todo el proceso fue opaco y viciado. Aunque se llegue a conocer lo que verdaderamente fue aprobado, probablemente eso no sea suficiente porque se trataría de una especie de dictado de arriba, un poco como el Corán para los musulmanes.
    En cuanto a la elección de delegados para el CG de 1992, se realizaron elecciones y se entregó a los miembros una lista de los que se podía elegir, todos los sacerdotes de cada Territorio. Cada quien entregó sus sobre votando a dos, que era lo que correspondía. Luego de un par de meses llegó una carta diciendo (me refiero a Estados Unidos donde yo estaba entonces) que nadie había salido elegido que había que volver a votar, pero sin decir cuantos votos había recibido ninguno. ¿Qué sentido tiene volver a votar si uno no sabe cuáles eran las resultados de la votación anterior? ¿Por qué razón uno cambiaría el voto, si desconoce los resultados? Luego de eso se comunicó que los PP. José Antonio Alonso y Richard Gill fueron los elegidos para EEUU. Además, otro número de las constituciones indica que tienen que jurar secreto acerca de todo lo que se da allí, de manera que ¿cómo pueden ser delegados, representantes de los que los votaron, si no hay transparencia en el proceso y exceso de secretismo.
    Otro problema es el número excesivo de miembros natos (los de la cúpula y los que nombra el DG) comparado con los delegados supuestamente electos.
    Se tiene que tomar todo eso en cuenta para el futuro CG que ha de reescribir las constituciones. Creo que VdP tendrá que derogar esas partes y sustituirlos con algún decreto. Bueno, es probable que se descubra antes lo que aprobó la SCRIS porque no creo que incluya estas cosas que son expresión de la arbitrariedad de MM.
    No he visto nunca que los miembros de una comunidad en la Legión tienen que elegir al superior. Eso es lo que se da en los monasterios, y otras órdenes como los Franciscanos y Domínicos. Sería absolutamente anátema en Macielandia. Las únicas elecciones previstas son las de delegados para el CG, y creo haber demostrado lo manipuladas que han sido.
    “En Cuanto al discernimiento: Padre,
    Desde tu experiencia, podrías darnos algunos puntos a tomar en cuenta para encaminarnos hacia el AUTENTICO DISERNIMIENTO ESPIRITUAL? Intentaré decir algo:
    Muchas de las cosas que hay que discernir en la vida cristiana están bastante claras en cuanto se trata de cumplir los diez mandamientos, según lo que enseña la Iglesia en el Catecismo y otros documentos. Otras cosas como discernir si uno tiene una vocación u otra no son siempre tan fáciles. San Pablo da una indicación en Rom 12,2: “No se acomoden a este mundo, por el contrario transfórmense interiormente con una mentalidad nueva, para discernir la voluntad de Dios, lo que es bueno aceptable y perfecto”. SE trata de adquirir la mentalidad de Jesucristo que es la de entregarse por amor hasta el extremo de la cruz. Los Ejercicios Espirtuales de San Ignacio son un método de discernimiento y contienen unas reglas para el discernimiento de espíritu. Tienen como fin “buscar y hallar la voluntad de Dios en mi vida”, y eliminar los obstáculos para dirigir toda la vida a la gloria de Dios etc. Su finalidad principal es precisamente ayudar en el proceso de discerniento. También la Autobiografía de San Ignacio contiene elementos interesantes. Claro, vaya por delante que los Ejercicios en la Legión según el método Arumí de coser citas de supuestas cartas de MM, distan leguas de San Igancio.
    En cuanto a una vocación a una vida consagrada o al ministerio, creo que hay que tener en cuenta tres aspectos: una moción interior de algún tipo que le mueve a uno a querer seguir a Jesucristo en una consagración religiosa o de otro tipo o el el ministerio sacerdotal. Tiene que haber un deseo de entregarse al servicio de Dios y de la Iglesia en los hermanos de una forma concreta aprobada aprobada por la Iglesia. Claro, allí hay que discernir si esto existe. En segundo lugar, la persona tiene que tener las cualidades necesarias para vivir esa vocación. En el caso del sacerdocio tiene que tener la capacidad de llevar los estudios, las cualidades morales, espirituales etc. Por ejemplo, si se descubre en los tests psicológicos que tiene un problema de personalidad que es incompatible con la vocación, entonces no tiene esa vocación. Si, por ejemplo es dado a la ira y incapaz de controlar sus impulsos, es que no tiene vocación. Sino es capaz alcanzar un mínimo nivel en los estudios, no tiene vocación. Si demuestra que no es capaz de vivir el celibato, dado que la vocación al celibato la ha unido la Iglesia con la del sacerdocio y es inherente en la vida religiosa, no tiene vocación. En tercer lugar, tiene que haber una llamada de parte de la Iglesia, normalmente en la persona del Obispo. Se supone que el Obispo ordenante ha consultado con “el pueblo cristiano” y los encargados de la formación del individuo.
    En todo esto se trata de juicios humanos falibles, pues no hay certeza absoluta sino moral. En todo caso hoy en día con la crisis de la pederastia la capacidad de vivir el celibato y sobrellevar el inevitable estrés que comporta este tipo de vocación cobra una gran importancia, aunque no hay que reducir todo a la sexualidad como tienden a hacer algunos psicólogos y psiquiatras.
    Daniela para otro exlc // Ago 12, 2010 at 04:18
    Mi post pasado era para ti comentándote sobre el discernimiento…
    Daniela para Teresa // Ago 12, 2010 at 04:21
    teresa:
    Estoy con mis amigas en Cancún. Mil disculpas, no puedo ver a nadie porque no se me hace plan con mi aniftriona dejarla para reuniones Trasteverianas jajajaj lo siento….
    Ya nos veremos en Septiembre que vuelva.
    un beso.
    .
    Gracias hobbit por tu mail.
    Estoy pensando lo que me has dicho.
    Te respondo en unos días, necesito pensarlo….

Discussion area - Dejar un comentario