La lista de Schindler y el sentido de la vida

Hoy varias niñas de 4º de ESO se han emocionado en clase. Incluso juraría que a algún chico de los más “guays” se le ha escapado alguna lagrimita. Pocas veces se consigue que alumnos de 16 años se conmuevan ya por algo. Ellos y ellas que presumen y parece que ya lo han vivido todo… Sin embargo, en la sociedad de la imagen en la que vivimos, tenemos que utilizar a veces, recursos que nos sirven para transmitir lo que con las palabras no llegamos a conseguir. Las explicaciones de profesores pueden ser magníficas (o no). Pero hoy en día existen muchos TDA-NQE (Trastorno por Déficit de Atención- porque No Quiero Escucharte).

La Lista de Schindler es ya relativamente antigua, de 1993. Y cuenta sucesos que ocurrieron hace ya más de 60 años. Ganadora de varios Oscars. A veces, ha sido acusado su director de hacer proselitismo con esta película (promover simpatía por la causa y religión judía, nuevos creyentes). Me da igual. Me parece una película que me sirve, y mucho, para lo que quiero, que no es otra cosa que llegar a los alumnos. Trabajo con este recurso un tema fundamental en la asignatura de Ética, el sentido de la vida. Y en esta película se dan ejemplos magníficos de lo mucho o poco que puede valer una vida humana.CAMPOS~1

Ver como se separa a una madre de su hijo sabiendo que no volverán a verse, ver desfilar familias enteras que morirán unidas bajo las chimeneas de los hornos de cremación, ver morir a un joven por no limpiar bien una bañera…Conozco a muchos que no han visto, ni quieren ver,  esta película. Porque directamente no pueden soportar lo que se narra. Ciertamente, comprobar lo que el ser humano puede llegar a ser y hacer (“en la guerra sale lo peor de cada hombre”) es muy difícil de ver.

Y con toda la crudeza de la película, hasta puntos casi insoportables, me quedo con la esperanza que se muestra en distintos personajes, o con el cambio de actitud a lo largo de la historia del Sr. Schindler. Y sobre todo,  me quedo con una frase de un libro que un amigo me regalo y que recomiendo a todos “El Hombre en busca de sentido” de Viktor E. Frank, que parafraseando a Nietzsche, y a través de su experiencia en el campo de concentración de Theresienstadt, nos cuenta que “quien tiene algo por qué vivir es capaz de soportar cualquier cómo”.

4 Responses to “La lista de Schindler y el sentido de la vida”

  1. La de veces que he usado esa película, para Historia y en los dos últimos años para Ética, para tratar de hacerles llegar lo que tú has expresado, aunque siempre lo complico todo haciéndoles que me presenten la aplicación de las diferentes teorías éticas que vemos en 4º. Como dices, he visto a muchos que han empezado haciéndose los insensibles, criticando la película (“en blanco y negro, que ……”), con la lágrima fácil al final y al año siguiente repetir y pedirme que les pusiera otra vez la película.
    Otra que me gusta ponerles, seguro que también la conoces y le sacas mucho partido es “Cadena de favores”
    Un saludo!!

  2. La falta de carencia nos vuelve más prepotentes, pero cuando no tenemos cubiertas esas necesidades básicas nos volvemos más vulnerables y buscamos más el sentido de la vida, igualmente se buscan más los valores humanos. A veces vivimos períodos en los que lo tenemos todo de nuestra parte y nos olvidamos un poco de atender y dedicar tiempo a los que nos necesitan. En tiempo de crisis la gente se humaniza.

  3. Alejandro, me has removido algo por dentro. Leí ‘El hombre en busca de sentido’ a los 16 años, en el instituto. Creo que fue el primer libro que me marcó de veras (bueno, después de ‘El río de los castores’, que lo leí en el cole de pequeña y ‘El Principito’, claro). Subrayé muchas frases, pero especialmente la que citas, y la incorporé a mi “colección de frases que te ayudan en la vida”. Llevaba años sin recordarla… Es un gran aprendizaje. Y de la peli, me uno a lo que ya se ha dicho. También me brotan lágrimas cada vez que la veo.
    Seguro que vuestros alumnos aprenden muchas cosas cada vez que les ponéis una peli de este tipo.

  4. Cuando visité Yad-Vashem (el museo de la Shoah o gran catástrofe, mal llamada “holocausto”) me conmovió hasta las lágrimas recorrer la llamada “alameda de los justos”, flanqueada de olivos con el nombre de los no creyentes (no judíos) que salvaron a judíos durante la persecución. Hay uno dedicado a Oskar Schlinder.
    Gran película, como otras muchas.
    Cuánto puede enseñar el cine.
    Que tengan suerte en su tarea docente.

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)