Ojalá no hubiera tenido a mi hijo

Que una madre te verbalice esta frase es muy fuerte. Pero refleja muy bien el estado de desesperación que tienen muchísimos padres a la hora de expresar lo que sienten cuando se refieren a la relación con sus hijos. Ciertamente es una frase extrema, que seguramente se dice en caliente, y que después, calmada la tempestad se arrepiente uno de lo dicho…pero es muy significativa, porque tras este grito desesperado hay una llamada de socorro.

Las tutorías con padres en los colegios hoy en día (aunque, obviamente, no todas) se parecen bastante a una especie de sesión de psico-coach-dime-que-puedo-hacer-con-mi-hijo-que-no-puedo-más. Y el porcentaje de padres desencajados, sin recursos y sin saber que hacer, cada vez aumenta más.

GurasoEskola.2008-09-26_1

Podría decir que la experiencia como tutor de un curso es… intensa. He tenido en tutoría padres magníficos, preocupados por su hijo, por sus inquietudes y sus amistades, donde te explicas muy bien por qué su hijo es como es. Pero también he visto a madres llorar. A hijos tratar con la punta del pie a la persona que le dio la vida, madres que se sienten marionetas cegadas por un amor maternal mal entendido. He visto muy ausente la figura paterna, sobre todo en los casos más preocupantes. He comprobado que el sentimiento de culpa y la autoflagelación en muchos padres les está haciendo mucho daño. He visto como el respeto mutuo entre progenitores e hijos se pierde a la mínima. Padres que se desacreditan el uno al otro, importándoles poco que su hijo este presente…He sido testigo prácticamente de todo. divorcio hijos_1

Pero creo que hay solución. Detrás de tanta impotencia, riñas, castigos, premios, enfados y relación amor-odio que tienen con sus hijos,  lo que necesitan los padres (prácticamente todos y sólo unos reclaman) es formación. Siempre he escuchado que no te enseñan a ser padre. Pero creo que no es verdad. Todo padre y madre que se lo proponga puede formarse desde el primer momento para así responder mejor a las cuestiones y obstáculos que les suscite la educación de su hijo. Existen libros, programas, incluso universidades de padres…pero falta tiempo, ganas y querer formarte de verdad.

Y son los colegios, los que deben hacer una apuesta total por esa formación de padres. Y no debe esperar esa formación a responder los problemas que un adolescente te puede dar en la etapa de Secundaria, sino que debiera empezar la labor formativa con padres desde que el niño es pequeño, en Infantil y Primaria, cuando surgen los primeros interrogantes, las primeras indecisiones, los primeros problemas…

En la segunda década del siglo XXI no vale ya la receta “educo como me han educado a mí”. Básicamente porque ni la sociedad, ni los niños, ni los padres, son lo que eran hace veinte o treinta años…Y si los colegios se ponen las pilas, la apuesta por esta formación de padres es el primer paso que debe hacerse en pro de una verdadera educación de calidad. 

Nuestros hijos y alumnos lo agradecerán…

escuela-padres1

5 Responses to “Ojalá no hubiera tenido a mi hijo”

  1. Gracias por empezar el cuarto párrafo con un “Creo que hay solución”, es importante dar esperanza a todos esos padres y madres perdidos. Es una pena que las AMPAS o APAS no apoyen más “la Escuelas de Padres”. Están más preocupados en la fiesta de fin de curso del cole que en educar a sus asociados. A lo mejor educar es demasiado ambicioso pero informar, dar pistas, bibliografía, webs…

  2. M.José, gracias por tu comentario. Totalmente de acuerdo con el tema de las AMPAS…

  3. Yo trabajé como profesora de tecnología en un instituto durante un par de cursos y efectivamente, hay muchos padres a los que la paternidad se les ha hecho grande, pesada y difícil de llevar.

    La gente tiene un concepto demasiado rosa o mitificado de la paternidad porque los grupos de poder (iglesia, estado, banca, grupos empresariales…) presionan para que la gente tenga hijos. No hay más que ver la publicidad o las series de TV en las que se identifica felicidad con hijos.

  4. Es muy curioso observar como la única parte positiva que siempre se le ve a tener hijos es la emocional: “Cuando veo su cara siento que vale la pena”.

    Si se mira des del punto de vista racional, esto no tiene ningún sentido. Simplemente somos esclavos de nuestra propia biología, que nos ha proporcionado unos sentimientos de amor a los hijos, por el simple motivo de que abandonemos nuestro propio ser para dedicarnos a cuidar al siguiente. En el fondo, se podría decir que tener un hijo es morir. Muere el individuo, que pasa a dedicar su existencia al siguiente vástago.

    Si se mira de forma racional y objetiva, tener hijos es algo negativo para la individualidad del propio ser. Para la especie humana en sí es positivo, pero al final cada uno de nosotros debe hacerse la siguiente pregunta: ¿Debo anteponer la especie humana a mi yo individual?

  5. Gracias por tu comentario Tetsin. Y muy buena pregunta para la reflexión.

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)