Carpe diem (aprovecha el día)

carpe_diemCarpe diem es una expresión latina que significa, literalmente, “aprovecha el día”, lo que quiere decir es «aprovecha el momento, no lo malgastes». Esta expresión se la debemos al poeta romano Horacio (Odas, I-11): Carpe diem quam mínimum crédula postero (Aprovecha el día, no confíes en mañana). Se podría traducir, también, como “no dejes para mañana lo que puedas hacer hoy”.

 Desde otro punto de vista, se podría traducir también por: “vive cada momento de tu vida como si fuese el último de tu existencia”.  Hace poco he leído en alguna parte esta frase, que viene a cuento con lo que vamos diciendo: “Tengo un día de vida, y nada más. Con él puedo hacer maravillas o destruirlo. Lo que no puedo es vivir una semana, un mes, un año a la vez. Se vive HOY.

Estas últimas palabras podrían servirnos de meditación, siempre; pero de manera especial en este Adviento que estamos estrenando. Si somos suficientemente conscientes, aceptaremos que es muy posible que el día que estamos viviendo o viviremos mañana, sea el último de nuestra vida. Y si fuese así, ¿no nos gustaría vivirlo con una intensidad distinta, en muchos sentidos?  Pues seamos conscientes y tratemos de vivirlo de esa manera.

 Es una exhortación a no permitir que pase el tiempo que se nos ha brindado, sino aprovechándolo al máximo, y dejando a un lado el futuro, que es incierto. Además el futuro no se puede construir sino a través del hoy, de todos los “hoy” que vamos viviendo. Ni el pasado ni el futuro existen realmente. Sólo tenemos el momento actual, que se convierte rápidamente en pasado. Y por eso hay que aprovecharlo bien.

Es propio del perezoso el ir dejando las cosas para hacerlas más tarde; su lema es “no hagas hoy, lo que puedas dejar para mañana”. Pero a veces el mañana puede no existir, o puede estar suficientemente cargado de otras cosas, de tal manera que te impida hacer lo que dejaste para el día siguiente.

¿Y si hablamos de la santidad a la que estamos llamados? ¿Podemos dejarlo, también, para mañana? El mandato-ruego de Jesús:”Sed santos como el Padre celestial es santo”, no admite dilación. No se puede posponer, porque nadie nos puede asegurar el después.

Y sin embargo, inconscientemente, vamos dejando pasar los días sin poner un verdadero empeño y voluntad en cumplir la invitación de Jesús, como si esperásemos tiempos mejores, momentos más idóneos, cuando en realidad “tengo un día de vida, y nada más. Con él puedo hacer maravillas o destruirlo. Lo que no puedo es vivir una semana, un mes, un año a la vez. Se vive HOY.

El santo mejora el mundo, y se hace  testigo de la misericordia divina. Por eso cuanto antes vayamos logrando esa santidad, antes mejoraremos el mundo y antes daremos testimonio del que es “tres veces santo”. Y antes, también, estaremos cumpliendo la voluntad de Dios, y, consecuentemente, realizando el Reino, que es el Reino de “la santidad y la gracia”.

                                                                                                        Félix González

2 Responses to “Carpe diem (aprovecha el día)”

  1. Has abierto tu ventana y ha entrado el adviento, te ha revuelto la habitación y te ha puesto frente al espejo.
    Sí, hay estás y eres santo.
    Hoy, ahora, es la vida.
    Esos ojos son para mirar más lejos, a través de uno mismo, lo que nace afuera.
    Sal, pero quédate en intimidad; abre, cerrándote a lo que retiene, ve al Reino futuro del hoy descarnado.

  2. Demasiado poética y figurativa tu reflexión. Pero trato de comprenderla. El Adviento, como todo lo que es gracia, entra de rondón, a veces sin esperarlo. Y te revuelve la casa, tan ordenadita a tu gusto. Y hay que empezar a tirar por la ventana, cosas que no sirven o que estorban. Incluso al mirarte al espejo, a veces, te da una imagen que no esperabas, que no reconoces; y te hace buscar y tratar de descubrir quién eres.

Discussion area - Dejar un comentario






He leído y acepto las condiciones generales y la política de privacidad


Información básica sobre protección de datos
Responsable: REVISTA REINADO SOCIAL 21RS (más info)
Finalidad: • Gestión de la adquisición del producto, suscripción o donativo, así como la tramitación de los mismos.
• Envío de comunicaciones relacionadas con el proceso de compra, las suscripciones o los donativos.
• Envío de comunicaciones y ofertas comerciales, por diferentes medios, incluidos los medios electrónicos (email, SMS, entre otros). (más info)
Legitimación: Ejecución de una compra online, suscripción o donativo. (más info)
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. (más info)
Derechos: Acceso, rectificación, supresión, cancelación, y oposición. En determinados casos derecho a la limitación del tratamiento de sus datos. (más info)
Información adicional: Puede consultar toda la información completa sobre protección de datos a través del siguiente enlace (más info)
Los enlaces de (más info)