La hermana muerte

2 noviembre fano colorPróximo domingo, conmemoración de Todos los Fieles Difuntos

Los cristianos tendríamos que hablar con más naturalidad de la “hermana muerte”, que diría san Francisco de Asís. Y hacerlo con la esperanza que nos briba la fe en Aquel que por nosotros murió y resucitó. Jesús venció a la muerte y este enemigo último de la humanidad y ano es un aguijón que nos aniquila, sino puerta que nos abre al Corazón del Padre. Esto ha de darnos sosiego y tranquilidad. Y, si aún estamos intranquilos, recordemos al gran san Vicente de Paúl: “Nadie que ha amado a los pobres puede temer a la muerte”. Una vida entregada hacia los más sufrientes y necesitados, la vida de tantas madres desvividas con sus hijos, de tanta gente pequeña que saca adelante a tantos, es la mejor manera de adelantar el Cielo aquí en esta tierra. (más…)

Share

En TVE

en ultimas preguntas de tve

El próximo domingo, 2 de noviembre, a las 10 de la mañana, el programa “Últimas preguntas”, en La 2 de TVE, que dirige y presenta Mª Ángeles Fernández hará una larga entrevista a Fernando Cordero. Al ser ese día la conmemoración de los fieles difuntos y el día anterior la fiesta de Todos los Santos, el diálogo girará en torno a cómo ser santos hoy día en lo cotidiano.

En el diálogo, este religioso de los SS.CC. hablará de la invitación que Dios nos hace continuamente a la santidad, en lo concreto, donde cada uno ha de vivir y servir. (más…)

Share

La fórmula de la felicidad

Captura de pantalla 2014-10-21 a la(s) 15.02.39Mt 22,34-40

¡Cuántas personas buscan y rebuscan el camino de la felicidad! San Mateo nos proporciona, como santa Teresa de Jesús en este año jubilar, la fórmula de la felicidad de la manera más simple: amar a Dios y al prójimo. No se pueden separar, porque estos dos amores van íntimamente enlazados y unidos. (más…)

Share

En la escuela de Teresa

tere entre pucheros

Gente sencilla, inquieta, andariega, servidora como santa Teresa de Jesús nos muestran la sabiduría que brota del Evangelio. Aproximarse a la santa de Ávila es entrar en una escuela de oración y amistad con Jesús. Ella llevó con suavidad el yugo del Maestro y descansó en su humilde Corazón. Incansable, llegó a encontrar a Dios en los pucheros, en el camino y, sobre todo, en la Palabra y en la Eucaristía. (más…)

Share

¿A quién pertenecemos?

cesar o cristo fano colorMt 22,15-21

¿A quién te vendes? ¿A quién nos vendemos? ¿A Dios? ¿Al “César, dinero, comodidad- placer-egoísmo”…? ¿De quién es nuestro corazón? ¿Del Padre que rodea al mundo con el amor del Hijo? ¿O del peso de lo que ata y no nos deja ser nosotros mismos? El Padre posee la capacidad de mirada más amplia y acogedora que podamos imaginar.

El que vive colmado por el “dios” dinero u otros “dioses”, no puede mirar, porque su codicia se lo impide. El dinero impide una mirada generosa, que es a la que nos lanza continuamente el banquete de la eucaristía. (más…)

Share

Sobre tu Pilar

vivamos en fiesta fanoMt 22,1-14

Sobre la roca de la fe encontramos a María en el Pilar de Zaragoza. Ella nos recuerda la invitación permanente del Evangelio a una fiesta muy especial. Una fiesta organizada para la boda del hijo de un rey. Y, sin embargo, muchos de los invitados no quieren acudir. ¡Increíble! El rey, entonces, convida a otros invitados, pero alguno no va con el traje adecuado. No se ha enterado de la importancia de la fiesta. ¡Qué pena! ¡Cuánta gente despistada! El rey invitando a algo sin parangón y ¡qué poca respuesta! (más…)

Share

Sin Jesús todo se derrumbaría

No des la espalda a Jesus fanoMt 21,33-43

La Iglesia, nuevo Pueblo de Dios, recibe la piedra angular de su construcción del Padre. Esta piedra es Cristo, muerto y resucitado, el que fue despreciado, expulsado de la viña y al que los labradores de la parábola dieron muerte. La Iglesia recibe de Cristo la piedra que sostiene su vida, su alegría y su amor. La Iglesia radiante, llena de color y luz, sabe que es parte de la construcción del Reino. Una Iglesia pobre, de estructuras sencillas y bombeando vitalidad, sabedora de Quién es el que la sostiene. Si Jesús no sostiene la construcción, todo se derrumbaría. Todo nos ha sido dado para que nosotros no demos más que amor. Releamos la parábola y fijémonos en cómo es nuestra actitud con el dueño, con su hijo y con la viña. (más…)

Share

Condicionantes

iglesia fano 14Mt 21,28-32

Somos duros de cerviz y, por más indicaciones que recibimos, no acabamos de enterarnos de que estamos invitados a trabajar en la viña del Reino. Aunque llama la atención –o quizá hoy no tanto- la desfachatez y el comportamiento inadecuado del primer hijo con su padre, lo que interesa en la perspectiva de esta parábola es que fue a la viña y trabajó, es decir, que cumplió con su voluntad.

Esto indica que exteriormente puede parecer que estemos unidos al Evangelio y, en verdad, esta no sea una opción radical en nuestra vida. Recordemos las críticas de Jesús a los fariseos que eran especialistas en dar el “sí” a Dios y luego vivían enmascarados en su hipocresía. (más…)

Share

La mejor balanza

DIBU 21 de septiembre 2014 bnMt 20,1-16

¿Se puede cuantificar el Amor de Dios? ¿Podemos exigirle a Dios una paga? ¿Somos conscientes de lo que recibimos de Él, de su balanza generosa? Ojalá en estos tiempos que habitamos, todos tuviéramos que relacionarnos con un propietario tan bueno y generoso como el de la parábola.

Esto nos llevaría a cambiar nuestra vara de medir, porque Dios no quiere nuestras calculadas medidas. Su medida es amar sin medida. ¿Eso puede molestar a alguien? Quizá algunos tuvieron que llegar más tarde a la viña, porque no se enteraron de la oferta del trabajo o por otras dificultades. Hay gente buena, como el propietario, que intenta tratar a todos con igualdad, dignidad y justicia, un actitud que ha de contagiarse a todos los sectores de esta sociedad globalizada. Convenzámonos: estar con Jesús es ya el mayor tesoro. (más…)

Share

Cuando cielo y tierra se unen

cruz de fanoJn 3,13-17

La fiesta de la santa Cruz pone de manifiesto la centralidad de este sagrado signo que acompaña la vida del cristiano desde su nacimiento hasta su muerte, que une el cielo con la tierra gracias a la entrega hasta el extremo del Señor Jesús.

Cada día dibujamos la cruz en nuestro cuerpo en las diversas oraciones, indicando nuestra adhesión a Aquel que, por nosotros murió en el Calvario. Es nuestra marca, que nos remite continuamente a la ofrenda excepcional de Cristo hasta dar la vida en el patíbulo. Es el signo del perdón frente a la ofensa, de la fuerza que brota la debilidad. (más…)

Share